“La mortalidad de los programas sociales en Ibagué podría ser alta”, Ramírez

Crédito: Cristian Bonilla / EL NUEVO DÍADuverley Ramírez invitó a los jóvenes que en el Sisbén III tenían menos de 41 puntos y que ahora están matriculados en universidad pública o el Sena, a inscribirse al DPS.
El director Territorial (Tolima) del Departamento Administrativo para la Prosperidad Social (DPS), Duverley Ramírez, habló de las ampliaciones de los programas sociales, la inversión durante el 2020 y el rezago de la implementación del Sisbén IV en la ‘Ciudad Musical’.
PUBLICIDAD

Preguntas y respuestas

EL NUEVO DÍA: ¿Cuál fue la inversión del DPS el año pasado en Tolima a través de sus programas sociales?

Duverley Ramírez: El 2020 nos obligó a reinventarnos para llegar a los ciudadanos, pero también fue un año en el que pudimos incrementar en un 100% la inversión en el Tolima. Llegamos a 300 mil familias con nuestros diferentes programas sociales, y pasamos de una inversión en un año típico de $240 mil millones a $480 mil millones.

Estos recursos, que fueron puestos en el bolsillo de los tolimenses, ayudaron a mejorar la calidad de vida de las familias y solventar la situación. Además, consiguieron un segundo objetivo: sustentar la economía del departamento. No hay una empresa privada o pública que haya colocado tanto dinero a circular.

 

E.N.D.: ¿En 2021 cómo será la ampliación de cobertura de los diferentes programas?

D.R.: En abril vamos a comenzar a ampliar Familias en Acción y en este momento ya estamos haciendo la ampliación de Jóvenes en Acción. La idea es que ningún joven que haya terminado el año pasado su bachillerato y esté matriculado en el primer semestre de una universidad pública o el Sena, se nos quede por fuera. 

En Colombia Mayor ya hicimos una ampliación, en la nómina actual ya están todos los adultos mayores de 70 años como beneficiarios, y en el segundo semestre vendrán nuevas ampliaciones de la mano de una optimización de recursos que realizaremos. También logramos con los programas productivos capitalizar 300 emprendimientos y atender 1.300 familias, este año en ese campo la cobertura pasará de cuatro a cinco municipios. 

 

E.N.D.: Empezó a operar el Sisbén IV. ¿En el caso de Ibagué es cierto que hay rezago en la actualización de la base de datos?

D.R.: Hay una coyuntura en Ibagué, pues del barrido general del Sisbén IV la ciudad solo pudo llegar al 60% de la población, es decir, el 40% no están en la base de datos. Si tenemos en cuenta que esta herramienta es el punto de partida de la selección de potenciales beneficiarios de los programas sociales, enfrentamos ahí una problemática. 

En abril vamos a empezar el proceso de ampliación de Familias en Acción, pero en las actuales condiciones un 40% de las 97.000 familias beneficiadas en la ciudad estarían por fuera del programa. Las íbamos a suspender mientras entraban al nuevo sistema, sin embargo, decidimos dar un año de transición con el fin de que el Gobierno Municipal, que es el responsable del Sisbén, pueda lograr que lleguen al Sisbén IV.

Lo que no queremos es que se nos acabe el año y no hayamos terminado el barrido, por eso ya nos sentamos con las secretarías de Planeación y Desarrollo 

Social y concertamos algunas acciones que esperamos se empiecen a cumplir este mes. Es fundamental que la Alcaldía optimice los recursos para que el Sisben IV sea una realidad para los ibaguereños. 

 

E.N.D.: ¿Cómo está la situación de los otros municipios del Tolima respecto al Sisbén IV?

D.R.: Hay municipios que terminaron el barrido, tal vez se quedaron por fuera ciudadanos que por temor no hicieron la encuesta, pero nos preocupa es Ibagué, porque la mortalidad en los programas sociales podría ser muy alta si no hacemos la tarea bien hecha. 

 

E.N.D.: Un representante a la Cámara denunció un presunto incumplimiento del Gobierno Nacional para realizar el último de seis giros extraordinarios al programa Jóvenes en Acción. ¿Qué sucedió? 

D.R.: Han habido complicaciones pero han sido más las cosas buenas. El presidente Duque autorizó cinco pagos extraordinarios el año pasado, los hicimos todos logrando un porcentaje de pago en Tolima por encima del 95%. Nunca dijimos que eran seis pagos, eso lo aclaramos a tiempo, lo que pasa es que hay sectores políticos que tratan de aprovechar y amplificar el descontento de los jóvenes.

Por otro lado, el llamado a los jóvenes es a cumplir con sus obligaciones dentro del programa. Primero, deben consultar su estado en la plataforma constantemente, y segundo, quienes cumplan la mayoría de edad deben abrir su cuenta en el Banco Agrario, estos dos puntos son fundamentales para que la operatividad del programa mejore. 

 

E.N.D.: Desde el 22 de febrero se empezó a realizar el pago de los giros 10 y 11 del Ingreso Solidario. ¿Hasta cuándo va ese programa? 

D.R.: En Ingreso Solidario atendemos un poco más de 98 mil familias en Tolima, generando una inversión superior a los $130.000 millones en 2020. Tuvimos problemas al inicio cuando el DNP nos entregó el programa en junio, afortunadamente en diciembre logramos estabilizarlo con porcentajes de pago del 98%.

En este momento nos encontramos haciendo el pago uno y dos de 2021, es decir, aplicando alrededor de $31 mil millones en el departamento. El programa irá hasta junio cuando haremos el último pago; aún no sabemos si se va a prorrogar. 

 

E.N.D.: Dejusticia ha señalado que el Gobierno Nacional no tiene la capacidad técnica de hacer una devolución efectiva del IVA. ¿Qué opina de este pronunciamiento?

D.R.: La devolución del IVA se hizo a un millón de ciudadanos a nivel nacional en 2020, los más vulnerables. En Tolima se entregó a 21.000 madres de Familias en Acción y 12.000 abuelos de Colombia Mayor, este año esperamos que se dupliquen con la entrada de otro millón de beneficiados. Y sí quiero desmentir el tema de que no tenemos capacidad operativa, porque el porcentaje de pago fue del 99%, entonces sí estamos haciendo bien la tarea.

 

E.N.D.: ¿Qué cambia con el Sisbén IV?

D.R.: El Sisbén IV nos va ayudar a superar los problemas de manipulación que teníamos en el Sisbén III, que si estaba fallando no era por culpa del Gobierno sino de los alcaldes que son los administradores en territorio del sistema. Algo importante es que ahora la información se cruza con todas las plataformas que reportan la actividad financiera de la persona, para mirar el estado real de los ingresos y depurar los programas sacando a los ‘colados’.

 

No caer

 

Prosperidad Social recordó que las páginas web oficiales son las terminadas en gov.co., esto, ante frecuentes denuncias de portales fraudulentos. 

Redacción Económica

Comentarios