Tolima busca revolucionar producción de tilapia con innovador proyecto

Crédito: Suministrada / EL NUEVO DÍAEn cada estanque se sembraron 6.500 alevinos, para un total de 117.000 peces.
El departamento es epicentro de la primera investigación en Colombia que busca analizar e implementar la alimentación crepuscular en los sistemas de producción de tilapia roja, con la característica que productores de Chaparral y Lérida participan activamente del proyecto.
PUBLICIDAD

La Gobernación del Tolima está ejecutando un proyecto de investigación en piscicultura a través del  Sistema General de Regalías y operado por el Centro de Productividad del Tolima, CPT, el cual tiene un costo de $2.487.463.219.00. Este experimento, considerado el primero de su tipo en el país, busca analizar e implementar la alimentación crepuscular en los sistemas de producción de tilapia roja en dos granjas piscícolas de Chaparral y Lérida.

José Luis Arango Sierra, médico veterinario zootecnista y profesional de la Gobernación, explicó que con la propuesta se busca incrementar la producción de pescado criado artificialmente casi que en un 33%, pasando de dos a tres cosechas al año para el caso de la tilapia, conocida comúnmente como mojarra. 

Para reducir los tiempos de cultivo de la especie se utilizan luces artificiales para aumentar la frecuencia de alimentación y crecimiento de los individuos. La primera siembra se realizó en febrero de este año. 

“La siembra inició el mismo día en ambos municipios, porque se van a medir todas las variables. Con este programa de iluminación artificial los períodos de alimentación serán más frecuentes para lograr un desarrollo más rápido del cultivo”, acotó Arango. 

Al ser un experimento comparativo, el proceso se divide en tres tratamientos. En el primero, los peces estarán expuestos a 12 horas de luz día y 6 horas de luz artificial o crepuscular, en el segundo, serán 24 horas; 12 de luz natural y 12 restantes con iluminación artificial, y el tercer tratamiento, será el mecanismo tradicional utilizado por los cultivadores; 12 horas de luz día y 12 de oscuridad.

De esta forma, mientras con el sistema tradicional los peces son alimentados seis veces al día, en los otros dos entre nueve y 12 veces. 

“Esperamos que los estanques que tienen más luz den las tres cosechas al año, pero todavía no lo podemos asegurar, porque hay que evaluar el producto final, sin embargo, se está viendo un buen avance”, agregó Sierra. 

Productores e investigación aplicada

En Chaparral el proyecto se desarrolla con la asociación Asograncha y en Lérida con Asosierra, ambas organizaciones recibieron nueve tanques de 12 metros de diámetro con su respectiva geomembrana, sistemas de drenaje y sedimentación para el manejo de las aguas, y 48 luminarias que permite hacer el montaje de luz artificial.

Esta es una investigación aplicada, porque los productores pusieron sus instalaciones y ayudan en el proceso de producción. Además, el producto lo van a poder comercializar para tener ingresos que cubran el trabajo dedicado a las producciones. 

“El departamento le está apostando al diseño de un sistema de producción más eficiente, pero los grandes beneficiarios siempre van a ser los productores, y las enseñanzas que nos queden serán para todo el mundo”, concluyó Arango Sierra.

Energía solar

Por otro lado, porque el gasto energético del proyecto es costoso, los sistemas de iluminación y de oxigenación funcionan la mayor parte del tiempo con energía fotovoltáica a través de 180 paneles.

“Desde el Centro de Productividad del Tolima también estamos trabajando para contribuir en la disminución de los impactos ambientales que se pueden presentar en estos sistemas de producción, en tal sentido hemos invertido en paneles solares para tener energías alternativas”, aseguró Teresa Santofimio, directora del CPT.

DATO

Cada piscícola cuenta con nueve tanques de geomembrana.

DATO

En Lérida son más de 40 los productores beneficiarios.

JUAN JOSÉ AGUIRRE Z.

Comentarios