Amenaza de bomba en plaza de la 21

ANTONIO GUZMÁN OLIVEROS – EL NUEVO DÍA
Minutos de zozobra vivieron los comerciantes de la plaza de la 21 de Ibagué, luego de una llamada de alerta sobre un posible artefacto explosivo que estaba camuflado dentro de una bolsa, frente al establecimiento comercial Alcosto.

El hecho acaecido hacia las 2 de la tarde de ayer, puso a pensar a las personas del lugar sobre un nuevo caso de terrorismo, recordando el triste hecho sucedido el domingo 18 de noviembre cuando un petardo explotó frente a una droguería de la misma galería.

Tras el llamado de emergencia, miembros de la Policía Metropolitana acordonaron el lugar y retiraron a los espectadores, quienes esperaban que la tragedia no los volviera a afectar y menos en esta época decembrina.

“Es muy triste que las plazas de mercado tengan que sufrir esta clase de actos de terrorismo, esperamos que no se trate de alguna bomba que afecte el comercio de Ibagué”, señaló un testigo, mientras los organismos de seguridad atendían el caso.

Hasta el lugar arribó personal de antiexplosivos de la Metropolitana, quienes a través de guías caninos efectuaron un barrido por toda la zona hasta que el perro se quedó frente a una bolsa negra.

Un técnico en explosivos, protegido con un escudo, amarró un extremo de la bolsa y a varios metros de la misma la jaló constatando que no se trataba de un petardo.

La tranquilidad volvió entre los comerciantes tras declararse la falsa alarma; se volvieron a abrir sus negocios pero con el temor encendido de las amenazas de bomba, pues en menos de un mes, creían que el terrorismo nuevamente los iba a afectar.   

EL NUEVO DÍA

Comentarios