Lo hallaron suspendido

Crédito: HÉLMER PARRA - EL NUEVO DÍA
Muy temprano, el primer día de la cuarentena, los uniformados que patrullaban el sur de Ibagué fueron avisados de una muerte por mano propia.
PUBLICIDAD

Se trataba del joven Camilo Eduardo Moreno, de 23 años, quien fue hallado suspendido dentro del baño de su lugar de residencia.

Hasta la vivienda de la carrera 32 sur con calle 72, del barrio La Unión, llegaron los policías del Cuadrante del CAI Trinidad y luego los servidores de la policía judicial del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), que efectuaron la inspección técnica al cadáver.

El cuerpo de Camilo fue llevado hasta las instalaciones del Instituto de Medicina Legal para la necropsia y luego, bajo los protocolos, entregarlo a sus familiares.

EL NUEVO DÍA

Comentarios