Delincuentes siguen haciendo de las suyas durante la cuarentena

Los objetos fueron recuperados por las autoridades y entregados a sus propietarios.
Crédito: SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA
Los pillos habrían robado elementos tecnológicos y herramientas de cocina.
PUBLICIDAD

Mientras centenares de ciudadanos se resguardan en sus hogares para evitar la propagación del Covid–19, los delincuentes siguen haciendo de las suyas. El pasado jueves se registró un nuevo caso de hurto a un establecimiento comercial en la ciudad. Esta vez las víctimas fueron los administradores de la panadería Morata, ubicada en la carrera 4B con calle 30 en el barrio Cádiz.

 

Se entraron a la panadería

Los ‘pillos’ valiéndose de una serie de artimañas lograron ingresar al establecimiento comercial y hurtar una serie de elementos tecnológicos y de cocina avaluados en siete millones de pesos. Los sujetos huyeron del lugar, pero integrantes de la Policía Metropolitana lograron recuperar los elementos robados y devolverlos a sus propietarios.

Según las autoridades, la colaboración de ciudadanos en el sector fue fundamental para evitar que los presuntos delincuentes lograran su cometido y abandonaran el popular sector.

 

Hurtos en cuarentena

Durante la primera semana de cuarentena en la ciudad se han registrado varios casos de hurto a establecimientos comerciales, viviendas e incluso han robado a personas que están en sus lugares de residencia como parte de la cuarentena. Muchos de estos presuntos delincuentes quedan en libertad debido a que el sistema judicial no está recibiendo algunos procesos judiciales por la emergencia sanitaria que vive el país.

 

Cifra

7 millones de pesos fue el avalúo de los elementos hurtados

EL NUEVO DÍA

Comentarios