Baja oposición tendrán el gobernador Ricardo Orozco y el alcalde Andrés Hurtado

ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
Son pocos los partidos en la Asamblea y el Concejo que se declararon en oposición a las administraciones departamental y municipal, por lo que sus integrantes tendrán una serie de garantías y beneficios.

Baja oposición en la Asamblea y el Concejo de Ibagué tendrán las administraciones del gobernador Ricardo Orozco y el alcalde Andrés Fabián Hurtado, esto se puede concluir luego de que los partidos políticos reportaran ante el Consejo Nacional Electoral sus declaratorias políticas.

Como se ha dicho, tanto el Gobernador como el Alcalde parece que contarán en sus respectivas corporaciones con un buen escenario de maniobra para sacar adelante sus iniciativas, pero esto no significa que las coaliciones de gobierno no puedan llegar a resquebrajarse.

Las colectividades podrían declararse como de gobierno, independientes u oposición a las administraciones locales y departamentales. La norma busca la protección especial del derecho a la oposición de las organizaciones políticas y algunos derechos de los independientes.

En la Asamblea, se declararon de gobierno los partidos Conservador (Alejandro Martínez, Giovanny Molina, Gerardo Yepes y Fabio Rodríguez), Mira (Carlos Ramírez), la U (Luis Fernando Lombo y Cambio Radical (Maxjonny Barrios, Carlos Ñustes y Rosmery Martínez).

Hasta último momento hubo dudas sobre la posición que tomaría Cambio Radical, esto teniendo en cuenta que no había consenso entre sus miembros. Finalmente, la Dirección departamental decidió por mayoría que serían gobiernistas ante la administración del conservador Orozco.

En la independencia estarán el Centro Democrático (Milton Restrepo y Felipe Ferro), y Decentes (Marco Emilio Hincapié). Entre tanto, en la oposición se declararon el partido Liberal (Carlos Reyes y Julio Morato), y Alianza Verde (Renzo Alexánder García).

Por el lado del Concejo de Ibagué, se declararon de gobierno el partido Conservador (Brayam Escandón y Arturo Castillo), Mira (Camilo Tavera, la U (Martha Ruíz), Centro Democrático (Ricardo Zarta y Eduard Toro), Cambio Radical (César Franco y Ferney Varón), y Julián Serna (Aico).

En la independencia definitivamente estarán Alianza Verde (William Rosas y Linda Perdomo), Alianza Social Independiente (Orlando Rodríguez), Firme por Ibagué (William Santiago), Mais (Juan Ávila) y Juntos por Ibagué (Miguel Bermúdez).

Serán opositores las colectividades Alianza Democrática Afrocolombiana (Rubén Darío Correa y Lisandro Trujillo), Colombia Humana - UP (Jaime Tocora), y el partido Liberal (Javier Mora).

Los diputados y concejales en oposición han señalado que su declaratoria no puede ser entendida como un rechazo tajante a todos los proyectos que presenten las administraciones, sino que harán un control riguroso en el que apoyarán las iniciativas positivas y desestimarán las que consideren perjudiciales para la ciudadanía.

Con las cuentas hechas, los gobiernos de Orozco y Hurtado contarán con un escenario favorable de gobernabilidad en las corporaciones, pero vale decir que los partidos pueden modificar su declaración política por una única vez durante el periodo de gobierno.

Las declaratorias políticas se hacen en virtud del Estatuto de la Oposición, un derecho político que está incorporado en la Constitución desde 1991, pero que no se había podido poner en vigencia debido a que su legislación siempre se hundía. De hecho, desde 1993 hasta 2011 se presentaron 12 proyectos para reglamentar la participación de los partidos y movimientos que se declararan en oposición y solo hasta el 2017 se aprobó este estatuto.

 

Gobierno

La ley 1909 de 2018, por medio de la cual se adopta el estatuto de la oposición, señala que las organizaciones políticas que inscribieron al candidato electo como Presidente de la República, gobernador o alcalde se tendrán como de gobierno o en coalición de gobierno. En consecuencia, mientras dure su mandato no podrán acceder a los derechos que se le reconocen a las organizaciones políticas de oposición o independientes, que se refieren en la mencionada ley, sancionada en julio de 2017 por el entonces presidente Juan Manuel Santos.

 

Independencia

Son aquellas organizaciones que no son parte del gobierno ni de la oposición. Podrán participar en las herramientas de comunicación de las corporaciones públicas y postular candidatos a las mesas directivas en ausencia de organizaciones declaradas en oposición. Por otro lado, no podrán ser designados en cargos en el gobierno, ni dentro de los 12 meses siguientes quienes sean o hayan sido integrantes de los órganos de dirección de sus partidos en independencia o los que hayan sido candidatos avalados por ellos, elegidos o no.

 

Oposición

Es un derecho fundamental que permite proponer, disentir y ejercer libremente el control político al gobierno. Podrán replicar las declaraciones que hagan los mandatarios y los miembros del gabinete, recibir financiación adicional para el ejercicio de la oposición, participar en las mesas directivas, definir la agenda u orden del día en una ocasión por cada periodo de sesiones, tener el uso equitativo de los medios de comunicación de las corporaciones, hacer un debate sobre la ejecución del plan de desarrollo y acceder a documentación oficial.

REDACCIÓN POLÍTICA

Comentarios