PUBLICIDAD

La contaminación, el enemigo invisible de las alergias

De acuerdo con la Organización Mundial de la Alergia: “la forma en que cocinamos, limpiamos y vivimos está haciendo que el aire en nuestros hogares se contamine, agravando los síntomas de una condición que afecta hasta al 40% de las personas a nivel global”.

Lo que los ojos no pueden ver, los que sufren de alergias lo sienten, ya que la contaminación del aire puede agravar sus síntomas.

Además, su impacto en la salud aumenta debido a que pasamos hasta un 90% de nuestras vidas en interiores, ya sea en casa, en la escuela o en el trabajo.

El 8 de julio se conmemora el Día Mundial de la Alergia, condición conocida como una reacción anormal, que generalmente se manifiesta con inflamación, ante una sustancia llamada alérgeno.

Mientras muchos están conscientes de la contaminación del aire en exteriores y sus riesgos para nuestra salud, la impactante verdad es que algunos contaminantes pueden presentarse incluso en mayor cantidad en interiores que en exteriores.

Muchos catalogan la rinitis alérgica como algo trivial; sin embargo, sus síntomas tienen un impacto mayor en aquellos que la sufren, afectando su bienestar psicológico y físico. “Los síntomas como una nariz congestionada o con flujo y picor en los ojos, pueden causar que una persona no esté en sus mejores condiciones, lo que perjudica su trabajo, o el resto de actividades que lleva a cabo en su vida diaria”, afirmó el profesor Ignacio Ansotegui, presidente de la Organización Mundial de la Alergia.

La contaminación atmosférica está asociada al incremento en la prevalencia de las alergias que presentan, no sólo síntomas físicos como congestión, ojos humedecidos y con picazón, estornudos y comezón en la garganta, sino también impacto en aspectos emocionales, evidentes en cansancio, irritabilidad y disminución de la concentración de quienes están afectados por esta condición.

 

¿Cómo vencer estos enemigos?

a) Lave/aspire los pisos con frecuencia.

b) Lave las sábanas de su cama al menos una vez por semana.

c) Encienda un extractor de olores mientras cocine, o abra una ventana.

d) Elija barnices para pisos, ceras y muebles con bajos niveles de COV para disminuir los efectos de la rinitis alérgica.

e) Evite prender velas y palitos de incienso.

f) Abra las ventanas para mantener el ingreso del aire fresco.

Colaboración de Sanofi

Comentarios