Capo Razzouki, va rumbo a cárcel en Holanda

Crédito: Tomado El Colombiano, Medellín
Contenido Exclusivo
Razzouki es el responsable, según la justicia holandesa, de al menos una decena de asesinatos relacionados con el ajuste de cuentas entre bandas que trafican cocaína.
PUBLICIDAD

Se llama Said Razzouki, tiene 48 años y la inteligencia de Países Bajos lo considera el jefe de una “maquinaria de matar” que trafica cocaína. 

Era un jefe narcotraficante a la vieja usanza. Dejó de contactarse con su familia durante los últimos 8 años, evitó a toda costa el uso de redes sociales y hasta de teléfonos móviles y, para garantizar que no lo detectaran, cada tanto hacía ajustes a su apariencia física. Excéntrico sí, por sus métodos, pero no ostentoso como los capos con los que se codeó desde finales de los 90 y principios de los 2000.

Esa es parte de la descripción que tienen organismos de inteligencia colombianos y holandeses de Said Razzouki, un poderoso narcotraficante europeo que logró camuflarse en el municipio antioqueño Sabaneta y cuya extradición a Países Bajos acaba de ser ratificada por el presidente Iván Duque.

El periódico El Colombiano conoció la resolución ejecutiva 238 del 27 de octubre de 2021, en la cual está la rúbrica del Jefe de Estado y los argumentos por los que Razzouki (pedido en extradición por el Tribunal de Ámsterdam) será remitido en cuestión de días a una cárcel en Holanda.

En efecto, la defensa de este ciudadano marroquí-holandés pidió tumbar en septiembre pasado su extradición, argumentando que el aval que de la misma había dado la Corte Suprema de Justicia no tenía un fundamento “serio”, ya que –a su juicio– los delitos por los que Ámsterdam pedía su envío eran “indeterminados”.

Por eso, según el expediente, pidió reconsiderar su extradición “hasta tanto el Estado requirente no precise con exactitud los actos que determinan la reclamación, así como los lugares y fechas de su ejecución y no de manera indeterminada y genérica como se ha hecho”.

Desde el momento de su captura, y hasta ahora, ha permanecido en un calabozo de extraditables en Bogotá, a donde lo trasladaron para evitar que se gestara un eventual plan de fuga.

Este artículo es de nuestro periódico impreso.

¡Hagamos región y apoyemos lo nuestro! Lo invitamos a seguir leyendo aquí

 https://digital.enuevodia.com.co/library

También lo puede adquirir en físico.

Tomado El Colombiano, Medellí

Comentarios