“Solo digan la verdad”: ya son 10 policías capturados por triple masacre en Colombia

Crédito: Colprensa / El Nuevo Día.
La Fiscalía revela detalles de cómo fue la investigación para esclarecer la muerte a bala de tres jóvenes en ese corregimiento de Sincelejo.
PUBLICIDAD

 “Dios es grande. Gracias a él se están dando las cosas y ya hay resultados como lo quieren sus familiares, Chochó y toda Colombia. Para los responsables queremos un castigo ejemplar con cárcel”.

En las palabras de Carlos Nadín Arévalo aún hay dolor, tristeza, pero cierta tranquilidad al conocer que ya están capturados 10 de los 11 miembros de la Policía Nacional que están presuntamente involucrados en el triple homicidio ocurrido en el corregimiento de Chochó (Sincelejo) el pasado 25 de julio.

Él es el padre de José Carlos Arévalo Contreras (20 años), quien junto con sus amigos Jesús David Díaz Monterroza (18) y Carlos Alberto Ibáñez Mercado (26) fueron vilmente asesinados a bala luego de ser golpeados y señalados de participar en el homicidio del patrullero Diego Ruiz Rincón, sucedido esa misma tarde en una panadería del municipio de Sampués. Para este maestro de obras que ha seguido trabajando en Chochó, pese a las adversidades, aún faltan más capturas.

No solo son 10 o 11 los policías los que participaron en la muerte de esos muchachos. Ese día hubo allanamientos en mi casa y en las otras dos casas de los muchachos”, Carlos Arévalo, papá de José Carlos.

Carlos Nadín asegura que fueron más de 30 policías los que se metieron a la brava buscando la supuesta arma con la que mataron al policía en Sampués. “A otro hijo mío lo golpearon en ese procedimiento. Ahora con los interrogatorios la Fiscalía tendrá claro que más policías se sumarán a las investigaciones”, dice Carlos Nadín.

El papá de José Carlos dice que él, al igual que los familiares de las otras dos víctimas, esperan que los policías digan la verdad. “Que públicamente desmientan lo que dijeron al principio y que limpien el nombre de los muchachos y de todo el pueblo”.

 

Detalles de la investigación

La Fiscalía asegura que en apenas 28 días esclareció este triple homicidio con 196 actividades de campo, de criminalística y forense en cumplimiento a más de 44 órdenes de Policía Judicial, como inspección técnica a cadáver, necropsias medico-legales con protocolo de Minnesota y fijaciones fotográficas en el lugar de los hechos.

También adelantaron entrevistas, declaraciones juradas, reconocimientos fotográficos y de video, al igual que inspecciones en lugares de interés e incautación de armas. Fueron analizados 34 videos de cámaras de seguridad, adelantaron búsquedas en bases de datos, estudios a las camionetas incautadas, y recolección de más de 23 evidencias e inspección mediante luces forenses en los vehículos.

Del coronel Benjamín Núñez, excomandante de la Policía en Sucre, se ha conocido que salió por Cartagena hacia el exterior, presumiblemente a México, y que ha manifestado a través de familiares su intención de someterse a la justicia.

Con esas actividades, la Fiscalía dice que ha materializado, con el apoyo de la Policía, 10 de las 11 órdenes de captura ordenadas. “Resta por concretarse la captura del coronel de la Policía Nacional Benjamín Darío Núñez Jaramillo, contra quien fue expedida una circular roja de la Interpol”, precisa el ente acusador.

“Los jóvenes fueron presentados como neutralizados por uniformados. Sin embargo, la Fiscalía, apenas tuvo conocimiento de lo ocurrido destacó desde la Delegada para Seguridad Territorial y del CTI un equipo itinerante para esclarecer lo ocurrido. El grupo de expertos estuvo conformado por un fiscal experto en temas de homicidios múltiples, acompañado de criminalistas, investigadores y médicos forenses”, puntualiza ese organismo.

El Universal Cartagena / El Nuevo Día.

Comentarios