Suben los precios del plástico

Crédito: Archivo / El Nuevo Día
Según Daniel Mitchell, presidente ejecutivo de Acoplasticos, este artículo de la reforma tributaria afectaría a los de más bajos ingresos
PUBLICIDAD

En el marco del foro "ABC de la reforma tributaria", el presidente ejecutivo de Acoplasticos, Daniel Mitchell, aseguró que el impuesto que propone la reforma del presidente Gustavo Petro impactaría inevitablemente el precio final de los productos que se venden en empaques pequeños y subirían hasta 7%.

"Prácticamente el consumo diario de todos los niveles socioeconómicos se ve afectado, porque va a haber un impuesto sobre un producto, que es el empaque o el envase de plástico, que no tiene sustituto o que, si lo tiene, es de un valor mucho mayor. Ese impuesto se va a ver reflejado inevitablemente en los precios de esos bienes de la canasta básica familiar: alimentos, bebidas, detergentes, productos de limpieza", aseguró Mitchell en el panel titulado "Impuestos ambientales y saludables" del foro del diario La República.

Según explicó el jefe gremial de las empresas de plásticos de Colombia, los productos que tendrán el mayor incremento en el precio final serán los que vienen en sachets o monodosis y dijo que pueden aumentar entre 6% y 7% en esas unidades más pequeñas. 

De acuerdo con un estudio realizado por Acoplásticos, la subida de los precios se verán en cuatro niveles principales. Los detergentes o productos de aseo tendrían un incremento que se generará con este impuesto y que puede ser de entre 3% y 5% del precio final. 

 Las bebidas como el agua o las gaseosas tendrían un aumento por el impuesto del empaque plástico de alrededor de 3% o 4%, pero en el caso de las bebidas azucaradas habría que sumarle el impuesto saludable que propone el articulado.

Luego hay otro grupo al que se le incrementaría el precio del producto final entre 1% y 3% que son los lácteos como la leche, los quesos y el yogur, pero este aumento también se verá reflejado en algunos snacks.

Y finalmente, otros en los que el empaque pesa menos, ya que el impuesto que se propone se aplica sobre los gramos de plástico del empaque, como el arroz, la harina, los panes y demás, tendrán un incremento del precio de 0,5% o 1%.

Para Daniel Mitchell esta medida tendría un impacto superior en la economía de los que tienen menos ingresos, ya que esta población tiende a comprar productos para el consumo diario. "Por un lado, proporcionalmente, esos bienes pesan más dentro de su consumo como es natural y por otro lado, las personas de más bajos ingresos tienden a consumir productos en tamaños más pequeños, donde el empaque pesa más", aseguró el dirigente gremial.

Agregó que "hay muchas personas que tienen que ir a las tiendas de barrio a comprar lo que puedan para el día, porque no pueden comprar lo del mes o lo de la semana. Son unidades muy pequeñas. Ahí el incremento del precio del monodosis de arroz, del yogur, de la salsa de tomate o del champú, puede pesar 7% de ese incremento". 

Envases de plástico no tendrían sustitutos

El presidente ejecutivo de Acoplasticos, Daniel Mitchell, también aseguró que los empaques, envases y embalajes que se pretenden gravar con los impuestos medioambientales, en su mayoría, no tienen un sustituto que lo remplace, y si existe, suele ser mucho más costoso.

"Para todos no existen sustitutos o tienen costos sustancialmente mayores de entre dos o tres y hasta 20 veces más altos", aseguró Mitchell. También entregó una lista de los que serían los productos más afectados: el arroz, los fríjoles, las lentejas, la harina, el azúcar, la sal, el pollo, la carne, la leche, el yogur, los quesos, prácticamente todas las bebidas. Pero también los detergentes, los limpiadores, los desodorantes, el champú, entre otros.

"Ese impuesto se va a ver reflejado inevitablemente en los precios de esos bienes de la canasta básica familiar: alimentos, bebidas, detergentes, productos de limpieza", agrega el presidente de Acoplasticos. 

Envases de plástico no tendrían sustitutos

El presidente ejecutivo de Acoplasticos, Daniel Mitchell, también aseguró que los empaques, envases y embalajes que se pretenden gravar con los impuestos medioambientales, en su mayoría, no tienen un sustituto que lo remplace, y si existe, suele ser mucho más costoso.

"Para todos no existen sustitutos o tienen costos sustancialmente mayores de entre dos o tres y hasta 20 veces más altos", aseguró Mitchell. También entregó una lista de los que serían los productos más afectados: el arroz, los fríjoles, las lentejas, la harina, el azúcar, la sal, el pollo, la carne, la leche, el yogur, los quesos, prácticamente todas las bebidas. Pero también los detergentes, los limpiadores, los desodorantes, el champú, entre otros.

"Ese impuesto se va a ver reflejado inevitablemente en los precios de esos bienes de la canasta básica familiar: alimentos, bebidas, detergentes, productos de limpieza", agrega el presidente de Acoplasticos. 

 

Vanguardia

Comentarios