¡Exigen justicia! Asesino de joven médica fue dejado en libertad: vea la razón

Crédito: Suministradas / EL NUEVO DÍA
Diego Amaya Pérez, el confeso homicida de Yolsabet Durán Guzmán, quien fue asesinada en noviembre del 2016 y fue hallada enterrada en una fosa en su patio, quedó en libertad pese a las pruebas presentadas en su contra por feminicidio agravado.
PUBLICIDAD

Impotencia, es el sentimiento que inunda el corazón de la familia de Yoslabeth Duran, una joven médica que fue desaparecida, torturada y asesinada en el año 2016 en . Los sentimientos de indignación de sus seres queridos obedecen a que, seis años después de su muerte, al señalado de ser el responsable del crimen, se le ordenó la libertad, luego de una audiencia efectuada el pasado 2 de septiembre.

Según la familia de la víctima, el hombre quedó libre, luego de que se ordenó la revisión del caso para que pudiese ser catalogado como feminicidio y luego de que la defensa alegara “haber cumplido un plazo razonable privado de la libertad, sin que se defina su situación; luego de la sala penal del tribunal Superior de Bucaramanga ordenara revisión del proceso justamente porque se condenó por homicidio y no se contaba con las pruebas suficientes como la autopsia de medicina legal, que demuestra señales de tortura y otros”, expresó en un comunicado, la familia de la joven asesinada.

En una audiencia anterior, la Fiscalía ya le había imputado el delito de feminicidio agravado al sujeto, argumentando que había pruebas suficientes para endilgarle este delito, “luego de esto el juzgado quinto de Barrancabermeja de control de garantías, le cambia la medida de aseguramiento y lo pone en libertad a este criminal exponiendo el desarrollo del proceso ya que se puede dar a la fuga y no comparecer a la justicia”, indicaron los familiares de la víctima.

Familiares rechazaron la decisión y reclamaron justicia en el caso.

El brutal crimen Yolsabet

El cadáver de la médica, encontrado dentro de una fosa tapada con cemento en el patio de una casa, presenta múltiples hematomas en diferentes partes.

 

El cadáver de la médica, encontrado dentro de una fosa tapada con cemento en el patio de una casa, presenta múltiples hematomas en diferentes partes./Foto: Archivo. Q' Hubo / VANGUARDIA Video: Asesino de médica santandereana quedó en libertad por vencimiento de términos

Foto: archivo Vanguardia.

En el patio de una vivienda localizada en la calle 50 con 35 del barrio Miraflores, en Barrancabermeja, fue hallada una fosa tapada con cemento en la cual estaba enterrado el cuerpo de Yolsabet Durán, una médica de 24 años, quien había sido reportada por sus familiares como desaparecida días anteriores.

El cadáver fue hallado tras una diligencia de allanamiento en donde residía Diego Amaya, con quien, según varios testigos, Yolsabet departió por última vez la noche que desapareció en un centro comercial, siendo la última persona que la vio con vida.

Truncaron su sueño de salvar vidas

Yolsabet Durán Guzmán de 24 años era médica de la Universidad Autónoma de Bucaramanga, en donde se graduó en julio del 2016.

Trabajaba en el Centro de Salud Versalles, en Barrancabermeja, donde cumplía con su rural. Desde abril de ese año, la médica tenía una relación sentimental con un oficial de la Policía radicado en Bogotá, con el que incluso tenía planes de casarse.

El martes en la noche, tras su jornada laboral, la víctima salió con un hombre de 25 años, amigo de la infancia, con quien tenía una amistad cercana. Según varios testigos, los dos estuvieron en el sector comercial comiendo y hablando hasta cerca de las 9:30 de la noche.

Por el delito de homicidio agravado Diego Amaya Pérez fue condenado a 20 años de prisión, decisión que indignó a sus familiares al no ser condenado por feminicidio.

(Lea también: Apuñaló a su exnovia en el parque de El Salado: intentó ahorcarla y le dio hasta con un casco. La justicia por fin actuó).

 

Vanguardia/EL NUEVO DÍA

Comentarios