00000

Joven transfirió por error millonaria cifra que era para pagar sus estudios

Crédito: Suministrada / EL NUEVO DÍA/Archivo
José David Barras se había ganado una beca en el exterior y ahorró con esfuerzo el dinero para continuar con sus estudios, pero por un error de números terminó transfiriendo el dinero a una cuenta equivocada.
PUBLICIDAD

José David Barras, un joven de Santa Marta que estudió en la Universidad del Magdalena, ahorró 6.300.000 pesos colombianos para poder pagarse un viaje de estudios al exterior donde consiguió una beca, pero por un error terminó pasando el monto a la cuenta de otra persona.

“Estos recursos económicos son los esfuerzos de ahorro de todo un año para estudiar una maestría en Italia, dado que por alcanzar ciertos requisitos me gané una beca en una Universidad muy prestigiosa de ese país. Soy una persona de pocos recursos y gran parte de ese dinero lo había estado ahorrando de mi trabajo para los gastos de visado y tiquetes”, dijo el joven en su perfil de Facebook.

En esa red social también contó que después de realizar una búsqueda exhaustiva del dueño de la cuenta a la que había transferido sus ahorros, encontró que el nombre de quien recibió el dinero es Carlos Hernández García, exfuncionario de la gobernación del Magdalena que se ha desempeñado como gerente de un hospital en Pedraza en 2021.

“Al comunicarme con él, me confirma que si recibió el dinero, que se lo gasto y que no tenía como devolverlo. Inicio un proceso de conciliación legal, en la que se comprometió por escrito a pagarme con abonos. Pasado el tiempo que tenía para cumplir el primer pago, el señor Carlos Andrés Hernández García no lo realizó, incumpliendo el acuerdo verbal y legal que teníamos, sin darme garantías de pago, por lo que me veo obligado a hacer esta denuncia pública (sic)”, escribió Barras en sus redes.

La situación no se detuvo ahí y el estudiante decidió demandar para recuperar su dinero y llegar a un acuerdo con Hernández García. En el documento oficial se lee explícitamente que Barras concilió que Hernández le devolviera 4.800.000 pesos por el concepto de “dinero enviado equivocadamente a cuenta bancaria a la de destino inicial”.

El señor Hernández García se comprometió a pagar 3.000.000 de pesos a través de dos cuotas, la primera con un valor de 1.500.000 para el 20 de septiembre y la segunda para el 20 de octubre. Por último la cuota final con un valor de 1.800.000 pesos para el 30 de noviembre del presente año.

Sin embargo, pese a lo acordado, Carlos Hernández García -según quedó constatado en una captura de pantalla con una trasferencia bancaria- se atrasó cinco días en pagar el primer valor.

El estudiante está realizando una rifa para poder conseguir el dinero que le hace falta para poder cumplir uno de sus sueños profesionales.

Por otra parte, la persona que recibió por error el dinero consideró que el joven está atentando contra su buen nombre por haber hecho público el caso en sus redes sociales y decidió adelantar un proceso judicial para que cesen los supuestos “ataques” de los que alega ha sido víctima, porque, según afirma, le ha estado pagando la deuda.

Vanguardia/EL NUEVO DÍA

Comentarios