00000

Detalles del hombre acribillado a la salida de motel: la acompañante sería cómplice, y está herida

Crédito: Vanguardia / El Nuevo Día.
Se trataba de un ganadero que acababa de llegar de México, cuya salida al motel resultó fatal.
PUBLICIDAD

Jhon Jairo Contreras Calderón habría viajado el pasado 5 de octubre desde México a su natal Colombia. El hombre de 32 años tenía todo un esquema de seguridad personal, usaba chaleco antibalas y portaba una pistola. Al parecer, estaba inmerso en líos por temas de microtráfico y lo tenían sentenciado. Por eso se protegía.

Sin embargo, el chaleco y el arma no lo pudieron salvar de la arremetida violenta que perpetraron cuatro sicarios contra él. Lo interceptaron cuando salía de un motel en compañía de Luz Andrea Villabona Ortíz, de 34 años, y conocida como alias ‘La Ratona’, en Bucaramanga.

 

Un crimen ‘friamente’ calculado

De acuerdo con las versiones entregadas a las autoridades, ayer en horas de la madrugada, Jhon Jairo y Luz Andrea contactaron a un taxista para que los transportara a un motel, ubicado en la vía antigua de Bucaramanga.

Luego de dos horas, volvieron a llamar al mismo conductor para que los recogiera. Eran alrededor de las 3:44 a.m., cuando iban por la carrera 33 con calle 97, en el sector de La Pedregosa.

Los gatilleros iban en dos motos siguiéndolos. Se ubicaron de lado a lado del vehículo y descargaron todos sus proveedores. Uno a uno, en seguidilla, los tiros atravesaron los vidrios de las ventanas de los pasajeros y el panorámico trasero.

A Jhon Jairo lo hirieron de muerte. Nueve balas le perforaron la cabeza y el rostro. A ‘La Ratona’ la impactaron tres casquillos de bala en su abdomen.

Cuando cesó la balacera y se escuchó el chirrido de las motos acelerando, el conductor del taxi, quien resultó ileso, aceleró para llevar a los baleados al Hospital de Floridablanca. Jhon Jairo ya iba muerto pero Luz Andrea alcanzó a ser ingresada y recibir atención médica. Su pronóstico es reservado.

 

Hipótesis del atentado: un entramado del microtáfico

Según pudo conocer en exclusiva esta redacción, una de las hipótesis que se maneja sobre el crimen obedecería a una presunta retaliación entre Nelson Enrique Reátiga alias “Poporro”, líder de la banda de microtráfico“Los del Sur” y ‘Los Chitos’, otro grupo delincuencial, también dedicado al expendio de droga.

Que se hayan apropiado de una gran cantidad de droga de alias ‘Poporro’ sería el detonante por el que se orquestó el aterrador ‘sicariato’. Alias ‘La Ratona’ estaría involucrada. Al parecer colaboró con los matones para lograr el cometido sin que tuviera oportunidad de reaccionar para defenderse. Lo cogieron desprevenido.

‘Poporro’, uno de los criminales más buscados en Bucaramanga, se encuentra prófugo en México desde el años 2020.Las autoridades investigan los nexos que tendría con Jhon Jairo Contreras y con ‘Los Chitos’.

Por su parte, de Luz Andrea alias ‘La Ratona’, se conoció que fue capturada el 14 de noviembre de 2019 por el delito de tráfico de estupefacientes. Las autoridades confirmaron que era miembro de la estructura criminal ‘Los de La Loma’.

Alias ‘La Ratona’ lideraba el control de una las ‘ollas’ de droga de La Cumbre, en Floridablanca. En ese entonces fue capturada con su pareja sentimental. Al hombre le dictaron medida de aseguramiento en centro carcelario y ella fue cobijada con detención domiciliaria.

Otra de las hipótesis que no descartan las autoridades es que se trate de un crimen pasional. Los investigadores adelantarán las investigaciones para esclarecer los hechos.

Vanguardia / Redacción web.

Comentarios