Con 7 puertos, los ciclistas afrontan el viernes la etapa más dura del Tour

Crédito: AFP - EL NUEVO DÍA
No hace falta estar en los Pirineos o los Alpes para diseñar etapas duras en el Tour de Francia: este viernes, los ciclistas afrontarán la jornada más dura de esta edición, al menos sobre el papel, con siete puertos de montaña y final en el Puy Mary.
PUBLICIDAD

El recorrido de esta etapa que atraviesa el Macizo Central cuenta con 191,5 km, entre Châtel-Guyon y el Puy Mary, un puerto de primera categoría, de 5,4 km y una pendiente media del 8,1%, aunque con rampas de hasta el 15%, en la que los aspirantes al triunfo en París deberán demostrar sus fuerzas.

El Puy Mary, además, está precedido por la subida al Col de Neronne, que aunque esté catalogado como de segunda categoría, la pendiente media en sus 3,8 km de ascenso es del 9,1%.

Con la cima situada a sólo 11 km de la meta, este puerto debería ser el escenario ya de los primeros ataques entre los aspirantes al maillot amarillo en París.

La etapa cuenta con un desnivel total de 4.400 metros, lo que hace del trazado un auténtico tobogán, con un total de siete puertos de montaña: dos de primera, otros tantos de segunda y tres de tercera categoría.

AFP

Comentarios