Kelderman asumió el liderato del Giro en la etapa reina

Crédito: AFP - EL NUEVO DÍA
El australiano Jai Hindley (Sunweb) conquistó la etapa reina del Giro de Italia, este jueves en los lagos de Cancano, en una jornada en que el gran triunfador fue el holandés Wilco Kelderman (Sunweb) al colocarse como nuevo líder.
PUBLICIDAD

Kelderman, con problemas en las últimas subidas, logró pese a ello enfundarse la maglia rosa de líder al término de esta etapa con paso por el Stelvio, a tres días de la llegada a Milán.

"¡Un día de locura!", exclamó Kelderman, agotado, en la meta a 1.945 metros de altitud, cerca de la frontera con Suiza. "He vivido la carrera más dura de mi vida", aseguró.

El veredicto del Stelvio, el gran puerto del norte de Italia, propulsó a Kelderman, jefe de filas del Sunweb, quien arrebató el liderato de la general al portugués Joao Almeida, vestido de rosa desde la tercera etapa.

La clasificación general se apretó, con tres corredores en un puñado de segundos.

Hindley está a 12 segundos del líder Kelderman, mientras que el británico Tao Geoghegan Hart, segundo este jueves en la etapa reina, está a 15.

Almeida, que reculó al quinto puesto de la general, se dejó gran parte de sus opciones en las interminables 48 curvas del Stelvio, una ascensión de 25 kilómetros.

Kelderman fue distanciado a 8 kilómetros de la cumbre del Stelvio por Hindley y Geoghegan Hart, quien se encontró con el apoyo de su compañero de equipo australiano Rohan Dennis, superviviente de una escapada desatada al comienzo de la etapa.

Dennis imprimió un ritmo infernal hasta la cumbre, en medio de la nieve a los 2.758 metros, donde sin apoyos, Kelderman perdió unos cuarenta segundos respecto al trío de cabeza en la cima del Stelvio.

El holandés fue superado también por el español Pello Bilbao y el danés Jakob Fuglsang, cuarto y sexto en la general respectivamente.

"Táctica perfecta"

Por delante, Geoghegan Hart y Hindley libraron un duelo que se llevó al esprint el australiano.

"El equipo (Sunweb) aplicó una táctica perfecta", celebró Hindley, ganador por primera vez en una etapa de la categoría WorldTour.

El joven corredor de 24 años, originario de Perth (oeste de Australia), es una de las grandes esperanzas del Sunweb, que ya consiguió la revelación del suizo Marc Hirschi durante el último Tour de Francia.

Bilbao, que contaba con más de un minuto y medio de pérdida al comienzo de la ascensión, cruzó la meta en tercer lugar a 46 segundos.

Así, accedió al cuarto puesto de la clasificación, a 1 minuto y 19 segundos de un Kelderman con todo para llevarse a sus 29 años la primera gran vuelta de su carrera.

La etapa reina de este Giro condenó definitivamente a un papel secundario a un hombre dos veces campeón de esta ronda, el italiano Vincenzo Nibali, que cruzó la meta en octavo lugar, a casi cinco minutos de Hindley y Geogehgan Hart.

"Hay un cambio de generación en marcha, eso está claro", admitió Nibali, que prontó cumplirá 36 años.

El viernes, la carrera regresa al llano con una muy larga etapa (253 km) que une Morbegno y Asti.

AFP

Comentarios