Presidente Gustavo Petro se echó al bolsillo a los transportadores de carga colombianos

Crédito: Archivo / El Nuevo Día

El gremio de transportadores Colfecar destacó la decisión del Gobierno nacional de no incrementar el precio del diésel, para no seguir afectando la inflación.
PUBLICIDAD

Se siguen conociendo reacciones a las recientes decisiones del presidente, Gustavo Petro, de subirle el precio a la gasolina, pero no al Acpm.

“A los consumidores de gasolina les decimos que retomaremos la senda de crecimiento de precios, y que el objeto no será más que disminuir el déficit irresponsablemente acumulado. No tocaremos los derivados del Acpm”, trinó ayer el presidente Petro.

Ante esto, Colfecar, gremio de transportadores de carga, agradeció al presidente Petro y al ministro de Transporte, Guillermo Reyes, por aceptar su propuesta de no incrementar el precio del diésel, para no seguir afectando la inflación, “controlando así, el incremento del precio de los productos y los pasajes en el transporte de pasajeros”. 

El gremio recordó que el 97% de los productos en Colombia son transportados por carretera.

Camilo García Moreno, director del Consejo Superior del Transporte, señaló que frente al mensaje de Petro en el sentido de no tocar el Acpm hay un ambiente de tranquilidad, pues en ese escenario a mediano y largo plazo no habría presiones inflacionarias dado que este es el combustible que mueve buena parte del transporte de carga y pasajeros.

Para el dirigente será fundamental que la ministra de Minas y Energía, Irene Vélez, convoque al comité que se creó junto con el FEPC, que sirve para explicar las dinámicas de los esquemas tarifarios de los combustibles.

“Esto le daría mucha tranquilidad al mercado, porque daría mucha claridad frente a la dinámica del precio del petróleo en el mercado internacional y sobre los posibles escenarios de aumentos de precios en el país”, explicó García, quien anticipó que los aumentos de la gasolina se sentirán principalmente en servicios especiales urbanos y turísticos, taxi y particulares. 


 

Vanguardia

Comentarios