Incremento en el combustible preocupa a transportadores

Gasolina
Crédito: Archivo / EL NUEVO DÍAAlza de la gasolina.
Contenido Exclusivo
Tras el último incremento a la gasolina, anunciado por el Ministerio de Minas y Energía en los primeros días de julio, el galón aumentó su valor en $150 pesos. Ahora, a tan solo dos meses de la noticia, el Gobierno Nacional retomará la senda del crecimiento del precio del combustible.
PUBLICIDAD

El 2 de julio pasado, durante la recta final de la presidencia de Iván Duque, se dio la última temporada del alza en los precios de la gasolina. En aquel entonces, el aumento fue de $150 pesos, dejando el precio del galón de gasolina en $9.180 pesos y el del diesel en $9.018 pesos.


A tan solo un mes del nuevo mandato, el Gobierno Nacional anunció como necesarias las nuevas subidas en los precios de los combustibles. Este alza se daría porque el Comité Autónomo de la Regla Fiscal (Carf), estimaba que  para final de año llegaría a $34 billones el déficit del Fondo de Estabilización de Precios (Fepc) lo que representa 2,7 % del PIB.


 
¿Cuál fue el anuncio del Gobierno Nacional?


El presidente de la República, Gustavo Petro, anunció este domingo 11 de septiembre en su cuenta de Twitter, que el Gobierno Nacional retomará la senda del crecimiento de los precios de la gasolina, esto con la intención de disminuir el déficit que se ha venido acumulando a través del Fondo de Estabilización.


“A los consumidores de gasolina les decimos que retomaremos la senda de crecimiento de precios, y que el objeto no será más que disminuir el déficit irresponsablemente acumulado. No tocaremos los derivados del ACPM” (sic), fue parte del mensaje publicado por el jefe de Estado.


El mandatario explicó en este aviso que la mitad del déficit del presupuesto nacional se debe al subsidio creciente a los consumidores de gasolina, manifestando que “es la hora de un debate nacional al respecto”, para cuestionarse si “¿Vale la pena subsidiar la gasolina por 40 billones cuando la tasa de mortalidad infantil por desnutrición se duplica?”.


Señaló que una de las consecuencias de no subir el precio de la gasolina y continuar con el aumento del déficit del fondo, es contribuir al incremento de los índices de hambre y pobreza en Colombia. “Le propongo al Congreso desligar el cobro de impuestos a la gasolina de la indexación del precio de la gasolina para mitigar el impacto sobre el consumidor”, sumó el presidente.


A su vez, Gustavo Petro extendió una invitación al Congreso de la República, para que lleve a cabo un debate referente a la estructura de precios en los combustibles, y la incidencia del valor internacional del petróleo y su influencia sobre los precios locales, donde sean incluidas las compras que Ecopetrol realiza al interior del territorio nacional a precios internacionales.


“El Ministerio de Minas y la Dian deben establecer controles efectivos para que la tributación y el pago de regalías que hacen las empresas de extracción de combustibles fósiles se haga sobre las cantidades reales de extracción y exportación a los precios internacionales”, concluyó.

 

Hay preocupación del gremio de transportadores


Después del anunció de la inminente subida en los precios del combustible, representantes del gremio de transportadores han expresado su preocupación, señalando que son ellos los principales consumidores de combustibles, el cual categorizan como un insumo de su estructura de costos.


Edilson Pava, líder del gremio de transportadores del Tolima, expuso que el incremento de los precios del combustible influyen directamente en las finanzas personales de cada conductor, “es un gasto más, lo que se traduce en una reducción de los ingresos que nosotros recibimos por el flete”, acotó Pava. 


El líder sostiene que este aumento no significa en sí un problema para el gremio que representa, sino que hace parte de algo más complejo, que tiene que ver con la reestructuración del Sistema de Información de Costos Eficientes para el Transporte Automotor de Carga, SICE-TAC, en donde se establece la tarifa de costos para los fletes.


“Ni siquiera con el alza del combustible se aumentan los fletes porque no se ha logrado hacer la actualización de la estructura de costos contemplada en el SICE-TAC”, indica el líder gremial.


Pava sostiene que ya han adelantado reuniones con el Ministerio de Transporte, donde además de tratar el tema de los precios de las tarifas de costos y fletes, se habló sobre la regulación de los vehículos de transporte de carga pesada, ya que según manifestado por él, en el periodo contemplado entre 2019 y 2021, entraron cerca de 14.000 vehículos de carga liviana (menos de 10 toneladas) al país, generando un efecto de sobreoferta.


El gremio de transportadores se encuentra a la espera de una próxima reunión con el ministro de Transporte, Guillermo Reyes.

 

Al aumentar el precio del combustible, necesariamente debería de aumentar el valor del flete, porque el aumento de este insumo, aumenta su estructura de costos, pero para nosotros no es así. Edilson Pava, líder del gremio de transportadores del Tolima. 

 

Razones del Gobierno para justificar el alza

 

La explicación que sostuvo el presidente Gustavo Petro, para sostener el incrementó de los precios de la gasolina, se basó en el déficit de estabilización de precios de los combustibles, “por falta de pago del Gobierno anterior es de $10 billones por trimestre”, señaló el mandatario. 


A lo que sumó, “casi la mitad del déficit del presupuesto nacional. Se produce al no subir el precio de la gasolina”.


Tras el anuncio, el presidente cuestionó sobre si vale la pena mantener subsidios que suman $40 billones, si a la vez se incrementan los índices de pobreza y desnutrición en el territorio nacional.

Redacción Economía

Comentarios