Papel de la escuela en el posconflicto, en el Tolima

Papel de la escuela en el posconflicto, en el Tolima
La Secretaría de Educación del Tolima, en el marco de la propuesta de atención integral a las Instituciones Educativas, adelanta el proyecto ‘Escuela y Posconflicto, el rol de la institución educativa en la construcción de una cultura de paz’.
ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
Francisco Parra
Foto: ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
5 Mar 2017 - 3:01am

El objetivo es aportar al proceso de posconflicto que viven el país y el Departamento, a partir del diseño y la puesta en marcha de una estrategia que vincule las instituciones educativas en la construcción de una cultura de paz.

A esta iniciativa están vinculados Jairo Cardona, secretario de Educación; como asesor Francisco Parra y desde la Secretaría, Enrique Váquiro, Gloria Herrera, Yovany Castilla y el equipo técnico, dirigido por Mónica Lozano y Rodrigo Parra.

En este sentido, además de la programación que define el Ministerio de Educación, se elabora un proyecto que da cuenta del papel de la escuela en el posconflicto, desde la visión, expectativas y propuestas de los estudiantes, los maestros, los directivos, los padres de familia y la comunidad del Tolima en general. Se recurre a estrategias propias de la etnografía educativa que potencian el diálogo con docentes, estudiantes y padres de familia, para definir acciones que se incluyan en el diálogo institucional y que sean parte de la cotidianidad escolar sobre el sentido, las concepciones y las vías para empezar la transformación de los conflictos y el camino a una sociedad en paz. Un proceso en el que participa toda la comunidad educativa, con las especificidades, condiciones y características de las escuelas según su contexto y experiencia de vida en el conflicto.

Se trata de pensar no solamente desde las teorías de la paz, en cómo construirla desde el sistema educativo, sino más bien desde los testimonios de los actores escolares proponer, conjuntamente, las acciones que contribuyan a fomentar la formación del ciudadano que queremos y se necesita para estos tiempos. Así, avanzar en la definición del papel de la escuela en el posconflicto, desde la ciudadanía, la comunicación, la solución de conflictos y la educación en general.

¿Qué se espera del proyecto?

“El resultado que esperamos -lo explica Parra Sandoval- es una historia por Institución, o por municipio, en las voces de los protagonistas, narrando su experiencia, concepto de paz, vivencias, propuestas, visiones y recomendaciones sobre el papel de la escuela en el postconflicto. Estamos convencidos de que la institución educativa cumple un rol fundamental en el posconflicto y en la búsqueda de la paz. El proyecto busca diseñar una propuesta pedagógica que parta de reconocer y dar visibilidad a las realidades locales”.

¿Qué es lo nuevo de esta propuesta?

El elemento innovador de esta propuesta es que no se parte de visiones teóricas que expliquen la naturaleza del conflicto en el medio escolar o de propuestas de intervención predeterminadas, sino que utiliza procesos de investigación escolar, desarrollada por los mismos actores (niños, jóvenes y maestros) como elemento fundamental para la reflexión sobre el conflicto en sus distintas dimensiones (conflicto armado, conflicto social, violencia familiar) y la búsqueda de alternativas que pueden ser promovidas desde la escuela para aportar a la construcción de la paz y la formación ciudadana.

Se trabaja un proyecto organizado en dos fases: la primera de investigación y desarrollo de la propuesta de intervención pedagógica a partir de una experiencia piloto aplicada en un número limitado de instituciones educativas urbanas y rurales del Departamento, y la segunda, que permite escalar la propuesta de intervención a todas las instituciones de educación básica y media departamentales.

La Primera Fase del Proyecto se cumplió el año anterior, en cooperación con la Universidad de Ibagué, y se desarrolló con 14 instituciones educativas urbanas y rurales de siete municipios del Tolima, que tienen características sociales y demográficas diferentes y distintas historias sobre el conflicto: Planadas, Rioblanco, San Antonio, Ataco, Chaparral, Dolores y Alpujarra.

¿Cuáles son los componentes del proyecto?

El Proyecto Escuela y Posconflicto se desenvuelve a través de cinco componentes: la investigación, la formación de docentes y estudiantes, la producción de materiales, la difusión del proceso y sus resultados y la evaluación.

Se indagará por las vivencias y experiencias de los actores escolares (maestros, niños, jóvenes y padres de familia) alrededor del conflicto: ¿De qué forma ha entrado el conflicto a la escuela?, ¿de qué manera la ha afectado? y ¿qué otros conflictos y formas de violencia están presentes en el mundo escolar y en la comunidad que rodea la escuela? Además se pedirá que planteen ideas sobre cómo se imaginan el papel de la Escuela en la construcción de paz. Estas cuestiones y propuestas se abordarán a través de historias y relatos que serán contados de maneras oral, escrita, visual y audiovisual, haciendo uso de las tecnologías de la información y la comunicación y diferentes formas de expresión artística.

Uno de los temas centrales del proyecto es desarrollar una estrategia para la formación de los maestros en la construcción de una cultura de paz en el posconflicto a través de la utilización de la investigación como mecanismo fundamental para lograrlo.

El componente de investigación desarrolla las estrategias fundamentales de la formación de maestros a partir de una metodología de “aprender haciendo”. Los maestros aprenden a investigar sobre cómo los distintos actores de la comunidad educativa han vivido el conflicto y a desarrollar estrategias para intervenir pedagógicamente en los problemas detectados a partir de los resultados de la investigación. Igualmente participan en un proceso de publicar y difundir los resultados obtenidos.

Un elemento transversal al proceso de formación de los maestros, es el uso de las TIC como parte fundamental del proceso pedagógico e investigativo, desde la doble dimensión que implica su uso como herramienta y su función como mediación cultural.

Los resultados de este ejercicio servirán, además, de insumo para desarrollar el plan de estudios del Diplomado en Formación para una Cultura de Paz desde la Perspectiva Local recogiendo el enfoque conceptual y metodológico del Proyecto en su conjunto y aspira a contribuir a la construcción de opciones metodológicas para el posconflicto a nivel nacional.

Esto implica un proceso de formación en metodologías y herramientas para la investigación, para la formación ciudadana, el manejo del conflicto y el mejoramiento de la convivencia escolar.

¿Cuál es la metodología?

El núcleo central del Proyecto es la investigación entendida no solo en una dimensión de comprensión de la violencia, sino también en su dimensión de constructora de iniciativas que permitan el desarrollo y consolidación de una cultura para la paz.

Para la investigación se utilizará una metodología etnográfica que consiste, fundamentalmente, en la reconstrucción de relatos de los actores escolares sobre su propia vida en la escuela y la relación de esta con la violencia y el posconflicto, y el desarrollo e implementación de propuestas que permitan consolidar una cultura de paz.

Se utilizan diferentes formas de recoger la información y presentarla: Entrevistas, Grupos focales, Cartografía social, Fotografías, Vídeos, animaciones, stop motion, narraciones escritas: cuentos, biografías, Pinturas y dibujos.

luiseduardochamorro10@gmail.com

Publicada por
Luis Eduardo Chamorro R. Especial para EL NUEVO DÍA