Preocupación por infestación de ratas

JORGE CUÉLLAR – EL NUEVO DÍA
En el separador de la calle 19, sobre la avenida Guabinal (carrera Octava), exactamente en el barrio Interlaken, hay preocupación por parte de los vecinos debido a la presencia numerosa de estos roedores.

Así lo comentó Lili García, una integrante del barrio que vive al frente del separador, “esta problemática está presentándose desde hace más de dos años, a veces la gente que va en los carros se aterra de verlas jugando”.

La angustia se debe a que los roedores se desplazan a otros lugares aledaños en diferentes horas del día.

Dado es el caso de García y su familia, quienes han visto la presencia de estos animales al interior de su casa, lo cual les ha causado problemas de salud, especialmente a sus mascotas.

“Un perrito mío se murió en diciembre, porque las ratas se orinaron en la comida”, contó García.

La familia también tiene un pajarito, el cual fue mordido, causándole la pérdida de un ojo y un ala rota, debieron llevarlo a atención médica.

Asimismo, la madre de García extendió la preocupación debido a que han fumigado y aplicado toda clase de venenos, hasta encerraron con cemento, pero no logran evitar que los roedores ingresen a su casa.

Una de las causas que avivó esta problemática es la falta de cultura ciudadana, debido a que la gente suele arrojar basuras en grandes cantidades al separador, provocando que los roedores se acomoden en el lugar y que también intenten armar nidos en las casas aledañas.

Esto puede generar problemas de salud pública que no solo afecten a las mascotas, por ende, se hace el llamado a las autoridades.

El acercamiento al separador se hizo debido a la denuncia de Stiven Valderrama, quien envió un video a EL NUEVO DÍA en el que manifestó, “el separador está infestado de ratas, es una imagen pésima para la ciudad, veo esta misma escena cada vez que la buseta se detiene en el semáforo en rojo”.

EL NUEVO DÍA

Comentarios