Así está hoy John Caviedes, una historia de voluntad y muchas ganas de salir adelante

Crédito: SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍAJohn Caviedes está en proceso de desintoxicación en una institución de Facatativá.
Luego de varios meses de convertirse en el ángel de la guarda de dos menores abandonados en el barrio Uribe, Jhon Elber cambió su vida y ahora se encuentra voluntariamente confinado en una clínica para superar las drogas y su habitabilidad en calle.
PUBLICIDAD

La popularidad que obtuvo Jhon con su valioso gesto, permitió que varias personas y fundaciones estuvieran interesadas en ayudarlo, pues él mismo afirmó querer cambiar el rumbo de su vida y así lo está haciendo.

Según Hayde Cuéllar, madre del joven, fue mediante la Personería de Ibagué, a través de la delegada del Ministerio Público, que durante los últimos meses le han brindando acompañamiento a Jhon con el proceso de rehabilitación y desintoxicación de sustancias psicoactivas, al que por voluntad propia decidió acogerse.

“Hemos prestado apoyo y asesoramiento para realizar los trámites correspondientes, para lograr acceder a la Clínica de rehabilitación Emmanuel en el municipio de Facatativá, en la que hoy Jhon, de la mano de Dios lleva con éxito su proceso de desintoxicación”, contó la doctora Francy Johana Ardila Salazar, personera municipal encargada del acompañamiento para la rehabilitación de Jhon

Para la familia, es un milagro la manera cómo se han abierto las puertas para que el joven pueda cambiar su vida. Hayde dice con seguridad que es el ángel que tiene Jhon, el que le ha abierto el camino para que, la rehabilitación esté en marcha de forma satisfactoria

Lea también ---> La historia detrás del ‘ángel de la guarda’ que encontró a hermanitos abandonados

“La Personera municipal intervino para que le dieran la cita en la USI del Ricaurte y fíjese que justo el doctor que lo atendió, había pasado por una situación similar, así que de entrada lo aconsejó para que siguiera con todo el proceso que se venía, porque lo tenían que internar”, contó Hayde

Con la ayuda de la familia de Margarita Morales Feria, donde hace varios años ha trabajado la señora Hayde, pudo conseguir los aportes económicos suficientes para acompañar a su hijo a una clínica en Bogotá, de la cual sería trasladado posteriormente a Facatativá.

A raíz de todo lo que ha vivido, Hayde se siente agradecida con las personas que de una u otra manera han intervenido para que su hijo pueda seguir siendo lo que algún día fue, un joven amoroso, juicioso y responsable.

Jhon está próximo a cumplir dos meses internado.  Su proceso de rehabilitación y reintegración a la sociedad se está llevando a cabo mediante el cumplimiento de metas personales trazadas a través de un plan de atención individual. Si evoluciona como se espera, es probable que a finales de febrero Jhon vuelva a su hogar

No obstante, Hayde se siente preocupada por lo que se viene, pues sabe que el retorno a la vida en sociedad no va a ser fácil para su hijo, por lo que quiere que él mantenga lo más ocupado posible, así pide que quienes estén interesados en ofrecerle un trabajo o un espacio en una academia de fútbol, que es algo que más apasiona al joven, se contacten con ella para que estos meses de rehabilitación no se vayan a la basura.

LINA PUENTES

Comentarios