Tres niñas ibaguereñas sueñan coronar el “Alto de Letras”

Crédito: Suministradas / EL NUEVO DÍA
Paula, Sara y Salómé son guerreras pijao que desean afrontar uno de los retos más complejos para cualquier persona que monte en bicicleta: escalar uno de los puertos más duros del mundo.
PUBLICIDAD

A su corta edad pretenden aventurarse en un camino que las lleve al mítico puerto, pero por trocha. Ellas participarán en el reto Mariquita – Alto de Letras, un evento organizado por el colectivo sociodeportivo Parceros.

La ruta, que estará señalizada, comprende 110 km y más de 7000 metros de desnivel positivo. El recorrido es, sin duda, complejo. Sin embargo, estas niñas pedalearán con las fuerzas de sus cuerpos y el orgullo de sus vidas.

 

Ana Paula Carvajal  

Ruta

 

Ana tiene 8 años y estudia en horas de la mañana. Ciencias Naturales, Artística y Matemáticas son sus materias favoritas. En la tarde, cuando el reloj marca las dos, se dispone a entrenar patinaje. Actualmente hace parte del Club Titanes del Patín. Además, no es ajena a las raíces de la Ciudad Musical. Es así que en sus ratos libres toca la guitarra.

“Ella es una niña muy activa, juiciosa y carismática. Se hace querer de la gente”, dice Andrés Vargas, su padre.

Él es su mecánico cuando se habla de poner la bicicleta a punto. También se convierte en una especie de nutricionista cuando de alimentación se trata. Y, como si fuera poco, fue quien le obsequió el vehículo de sus aventuras.

Como preparación, Ana realiza recorridos nocturnos junto a sus padres y otro grupo de personas. De hecho, ha pedaleado desde Boquerón hasta el Túnel de la Línea. Claro está, con paradas para alimentarse.  

Con respecto a Letras, Ana dice: “Yo sé que es durita, quiero ir a conocer  y quiero ir a hacer historia”. Seguramente cuando empiece a rodar, se defenderá ante el camino de herradura con su lema “El que persiste consigue lo que quiere”.

 

 

Sara Valeria Brochero

Sara

Sara estudia en el Colegio Ana Julia Suárez de Zorroza, tiene 8 años y le gusta la matemática. Cada día empuja a Jeison Brochero, su padre, para salir a montar bicicleta. Luego de llegar a casa, tras terminar el turno en el taxi, Jeison almuerza y junto a sus hijas preparan las bicis.  

Poco menos de dos meses llevan participando de las rutas junto a otros miembros de Parceros. En ese de lapsus de tiempo, Sara Valeria se ha batido en el Carmen de Bulira, Villa Restrepo y Los Cauchos, por hablar de terrenos exigentes.

Cuando Jeison notó que Sara no se cansaba muy rápido y disfrutaba rodar, se convirtió en su gregario. Ahora, confiesa que Sara se encuentra un poco nerviosa, pero confía en el aguante de su “niña noble, estudiosa y con mucha garra”.

 

 

Salomé Bonilla Echeverry

Salomé

El 15 de marzo, Salomé cumplirá 9 años. En julio del 2020 empezó a realizar caminatas junto al grupo de Parceros Running. Su madre, Yuly André Echeverry, es quien lidera dicho equipo. Ella la vio bastante animada y, de un momento a otro, Salomé se unió al grupo Parceros MTB.

La familia y su imperatividad fueron algunas razones. Su abuelo, Ricardo Echeverry, monta y es la cabeza de Parceros en Ibagué. En su primera ruta, Salomé se enfrentó a Villa Restrepo. Lloró y quienes la acompañaban pensaron que no volvería a salir. Sin embargo, ella misma se decía: ¡No! ¡Yo puedo! ¡Yo puedo!, cuenta su madre.

Yuly, la describe como una niña activa y creativa. Toda una artista. Quizás, esa artista protagonizará una obra nunca antes vista junto a Paula y Sara. Esta vez, usará lo que aprendió en las academias de baile para danzar en el ‘caballito de acero’. Solo resta esperar que estas valientes niñas disfruten del camino y ganen más gregarios por medio de su pasión.

 

Parceros

Parceros

Es un colectivo que piensa crear tejido a través del deporte. Apoya distintas causas sociales y contiene cuatro grupos. Se trata de Parceros Running, personas que realizan caminatas; Parceros MTB, ciclistas de corazón; Parceras Tolima, un equipo de mujeres y Parceros Kids, un semillero creado para que niños y niñas conozcan técnicas y demás aspectos a tener en cuenta a la hora de montar en bicicleta. Tanto Paula como Sara y Salomé, hacen parte de este grupo.

Con respecto al Reto Letras por Trocha, Ricardo Echeverry destaca que: “El objetivo principal de esta actividad es la reactivación económica de toda la zona. La idea es que la gente lleve platica en el bolsillo y la deje repartidita por todo el camino”.

 

DATO

El evento inicia el 21 de marzo a las 6 de la mañana. Cada diez minutos partirán desde Mariquita grupos de 12 ciclistas.

 

DATO

Los participantes contarán con un seguro y un kit que incluye medalla, numberplate, hidratante, gel energizante, diploma de graduación y acompañamiento a través de motos y carro escoba.

 

DATO

La ruta es Mariquita – Villa Janeth – Vereda Hoyo Negro – La Linda Piedecuesta – Palocabildo – San Jerónimo – Casabianca – Arenillo – Herveo – Delgaditas – Cerro Bravo – Alto de Letras.

Redacción Web

Comentarios