Más detalles sobre la sorpresiva muerte de hijo del empresario César Ramos, de Roott + Co

Crédito: Archivo / Suministrado / El Nuevo Día.
La dolorosa noticia tomó por sorpresa a familiares, allegados y al pueblo tolimense, luego de encontrarlo sin vida en un apartamento.
PUBLICIDAD

La mañana del pasado domingo 28 de noviembre se tornó oscura para el empresario ibaguereño y gerente de Roott + Co, César Adolfo Ramos, tras informarse del hallazgo del cuerpo sin vida de su hijo Juan Sebastián Ramos Lozano, de 23 años.

La noticia llegó desde Medellín, ciudad donde el joven se encontraba de visita.

 

¿Qué pasó?

Según información preliminar, los familiares fueron quienes encontraron el cuerpo sin vida del joven en su apartamento, una lamentable escena que devastó a sus amigos y allegados. 

 

Juan Sebastián era el segundo de tres hermanos, había estudiado administración de empresas, se graduó en España y retornó a Colombia con el deseo de ayudar a su padre en la compañía.

Es recordado como un joven ejemplar, fiel creyente y entregado a Dios e incluso, pensó en dedicar su vida al clérigo.

 

¿De qué murió?

Por ahora se habla de una falla cardíaca, un evento sorpresivo que llena de luto no solo a la familia, sino a todo el Tolima que acompaña en el dolor a la familia Ramos Lozano, emprendedores, generadores de empleo en la región y el país.

Desde ya se adelantan las diligencias necesarias para trasladar el cuerpo hasta Ibagué y darle el último adiós.

Paz en su tumba.

Redacción web.

Comentarios