“Llevamos 30 años en desidia y abandono”

Crédito: Helmer Parra /Nuevo Día Este es el estado actual de las vías del barrio Limonar.
Ni siquiera una acción judicial a favor de la comunidad les ha permitido transitar por una vía digna.
PUBLICIDAD

En el Limonar completaron un año de haber logrado que una Acción Popular fallara a favor de la comunidad para que la Administración municipal les adecué las vías, sin embargo, estas permanecen en malas condiciones. 

La lideresa comunitaria del barrio Amparo Rivera relató que “este problema con las vías del Limonar lleva 30 años de abandono y desidia, entre intervención y renovación de acueducto y alcantarillado, aunque algunas vías fueron reparchadas, hace casi cuatro años venimos de mal en peor con esta Alcaldía.

En el 2018 fue una lucha lograr que Jaramillo pavimentara la calle 59 entre Quinta y Sexta, pero quedó muy bien, sin embargo, la calle 58 con Quinta frente al Federico Lleras está totalmente destruida, la misma situación se evidencia en la carrera Sexta B de la 56 a la 59 alrededor del parque polideportivo Limonar”.

Ante lo anterior, los residentes de la zona decidieron instaurar una Acción Popular en la cual firmaron aproximadamente 300 personas y adjuntaron los derechos de petición que desde hace 15 años le hacen llegar a las diferentes  administraciones municipales, pero ninguna les da solución. 

Así pues, con la Acción Popular a favor de la comunidad, el 12 de junio del 2021 sintieron que se habían terminado sus problemas y que iban a transitar por una vía decente, sin embargo, sólo intervinieron un pequeño tramo que no representa ni siquiera siete metros.

En los términos de ley la Administración impugnó la decisión aludiendo a que no tenían presupuesto para intervenir las vías del Limonar, por ello Rivera se pregunta, “¿por qué están invirtiendo tantos millones en fiestas, orquestas y demás, pero para mejorar los barrios no hay nada? Tampoco entiendo por qué en Mercacentro 4 en menos de dos meses este año les cambiaron alcantarillado, acueducto y pavimentaron.

“Entonces cómo es posible que nosotros durante tanto tiempo sigamos esperando; muy cumplidamente pagamos nuestros impuestos que de por sí son bastante elevados. Por ahí nos mandaron a decir que para el barrio nada por no hacer campaña de nada y yo no soy de politiquería, solo estoy pidiendo algo donde la Constitución nos ampara”.

Algunas consecuencias 

Según lo relatado por algunos habitantes del Limonar, el mal estado de la vía desencadenó problemas de inseguridad; personas en silla de ruedas, bastón o muletas tienen dificultades para transitar; habitantes ajenos al barrio dejan basura, al igual que escombros en la vía como en unos lotes de engorde que están expuestos y sin podar; cuando llueve fuerte como sucede en otros barrios, algunas viviendas se inundan.

“La semana pasada que llovió de manera torrencial el agua dañó la tapa del alcantarillado y le escribí al Secretario de Gobierno, al Alcalde y a los del Ibal, que si algún ser vivo se llegaba a ir a ese hueco yo se los hacía pagar, y creo que fue tan certero que al otro día los del Ibal vinieron arreglar porque sabían que tenía razón”.

Con relación al servicio de agua, Rivera también hizo referencia al tema e indicó que pagan para contar con el servicio de agua los 30 o 31 días del mes, las 24 horas del día, pero, en cambio, tienen el servicio en un estimado de cinco horas al día.

La preocupación de la comunidad es permanente, pues además de ver su movilidad limitada y todo lo que el mal estado de la vía ha desencadenado, hasta la fecha no hay notificación del segundo fallo, temen que con el paso del tiempo el proceso se archive y el daño en la vía empeore.

Esta redacción verificó la lista de las vías sobre las cuales la Administración Municipal se comprometió a pavimentar y estas no fueron incluidas, asimismo intentó comunicarse con el Secretario de Infraestructura pero, como es frecuente, no hubo respuesta.

 

El Nuevo Día

Comentarios