Cayó red que mediante engaños usaba a mujeres venezolanas para explotarlas sexualmente

Crédito: Colprensa / EL NUEVO DÍA
La Dirección de Investigación Criminal e Interpol, en conjunto con Migración Colombia y la Fiscalía General de la Nación, lograron la captura de siete personas señaladas de integrar una banda delincuencial dedicada al tráfico de migrantes con fines de explotación sexual.
PUBLICIDAD

La investigación de la red, que duró 16 meses, inició cuando Migración Colombia identificó un incremento en la expedición de Permisos Especiales de Permanencia falsos y otros documentos que eran generados por medio del ingreso ilegal a los sistemas informáticos de la entidad.

Según encontraron los investigadores, esta red logró engañar a ciudadanos de nacionalidad venezolana, en su mayoría mujeres, por medio de páginas de internet que suplantaron el sitio web de Migración Colombia, por lo que les hacían creer que estaban vendiendo permisos de permanencia que resultaban ser falsos.

Los permisos falsos fueron utilizados por la organización para traer a las ciudadanas bajo falsas promesas de trabajo. Al llegar al país, eran sometidas a trabajos sexuales para cancelar deudas que supuestamente adquirían con quienes las ayudaban a ingresar al país.

La red de tráfico de migrantes era liderada por alias ‘El Chamo’, cabecilla del grupo conocido como ‘Los P.E.P Web’. Sobre ‘El Chamo’ pesa una orden de captura por los delitos de concierto para delinquir, tráfico de migrantes, trata de personas, proxenetismo con menor de edad y falsedad ideológica en documento público. El líder de la banda tiene además notificación azul de Interpol.

 

Más detalles de dónde operaban

La red también operaba en las ciudades de Bogotá y Cúcuta en donde se encontraban los miembros dedicados a la falsificación de documentos.

Alias ‘El Chamo’ trabajaba con la ayuda de alias ‘William’ o alias ‘El Mago’, buscado por las autoridades por falsificación de documentos públicos y por su capacidad de permear instituciones dedicadas a la expedición de documentos de identificación y control migratorio.

Alias ‘El Mago’ fue capturado junto con Alias ‘James’ y alias ‘Stella’, encargados de la falsificación de cédulas de ciudadanía, pasaportes y demás documentos de la Registraduría Nacional del Estado Civil.

También se logró la captura de alias ‘Alexander’, el contacto estratégico en el paso fronterizo de la ciudad de Cúcuta con Venezuela.

Las autoridades buscan también a Alias ‘Álvaro’, quien aprovechando su trabajo en registradurías del país, se encargaba del trabajo de falsificación de documentos.

En medio de la investigación, las autoridades se desplazaron al municipio de Villa Nueva, en el municipio de La Guajira, en donde se encontraba ‘La Mansión de la Belleza’, el sitio de propiedad de ‘Alias El Chamo’, en el que reclutaban y explotaban sexualmente a las mujeres traídas del país vecino.

Las investigaciones permitieron evidenciar que este lugar contaba con una habitación de 12 metros en donde mantenían retenidas a más de 20 mujeres. Allí eran sometidas a vejámenes en condiciones deplorables, sin recibir un pago por los servicios sexuales a los que eran obligadas.

En el allanamiento al lugar en Villa Nueva también se logró la captura de alias ‘Jonathan’, encargado de la administración y control sobre las mujeres explotadas sexualmente, y de alias ‘Víctor’, transportador de las víctimas.

En el lugar se logró el rescate de nueve ciudadanas venezolanas y una menor de edad colombiana, a quien se le expidió un documento falso para fingir su mayoría de edad.

 

Las incautaciones

Además, en el operativo se incautaron 5.000 folios con 80 cédulas de ciudadanía, 500 copias de registros civiles, 10 pasaportes, 109 sellos de diferentes juzgados, 6 sellos de presión de la Diócesis de Cúcuta, de Notariado y Registro de Colombia, del Servicio Autónomo de Registros y Notarías, Registros Notariales y del Ministerio del Interior de Venezuela, 6 equipos terminales móviles y 2 computadores.

Los siete capturados fueron dejados a disposición de la Fiscalía General de la Nación y tendrán que responder por los delitos de concierto para delinquir, trata de personas, tráfico de migrantes, proxenetismo con menor de edad, acceso abusivo a sistema informático, falsedad ideológica en documento público y falsedad en material en documento público.

COLPRENSA

Comentarios