Los talibanes mataron a nueve soldados afganos pese a petición de cese al fuego

Un soldado afgano presta guardia en la frontera con Pakistán.
Crédito: VANGUARDIA - EL NUEVO DÍA
Los talibanes mataron ayer al menos a nueve miembros del Ejército afgano y continúan desoyendo las peticiones del Gobierno de un alto el fuego para poder centrarse en combatir la expansión del coronavirus, que ya ha causado treinta muertos en Afganistán.
PUBLICIDAD

Decenas de talibanes atacaron simultáneamente varios puestos de control del Ejército en el distrito de Charkh, en la provincia oriental de Logar, informó el Ministerio de Defensa en un comunicado

“En este ataque, desafortunadamente, murieron nueve miembros del Ejército”, detalló la nota. Según el Ministerio, durante los tiroteos, que duraron varias horas, los talibanes también sufrieron “bajas graves” y los cadáveres de los insurgentes se podían ver en el campo de batalla.

No obstante, la fuente evitó concretar el número exacto de insurgentes fallecidos en este ataque, que las fuerzas de seguridad lograron finalmente repeler.

El ataque tuvo lugar de madrugada, horas después de que el presidente Ashraf Ghani reiterase a los insurgentes la petición de un alto el fuego temporal para facilitar la lucha de las autoridades contra el Covid-19, que hasta la fecha ha dejado 840 infectados y 30 muertos.

KABUL, RESUMEN

Comentarios