Por riesgo de suicidio, Reino Unido denegó la extradición de Assange

Crédito: EFE / EL NUEVO DÍASimpatizantes de Assange celebran la decisión de una jueza británica de no extraditar a Estados Unidos al australiano.
La Justicia británica rechazó ayer la extradición de Julian Assange a Estados Unidos, que lo acusa de presunto espionaje e intrusión informática por las revelaciones de su portal digital WikiLeaks, al considerar que podría suicidarse durante el proceso en ese país.
PUBLICIDAD

Al emitir su dictamen en el tribunal penal londinense de Old Bailey, la jueza Vanessa Baraitser denegó la entrega por motivos de salud después de descartar el resto de los argumentos de la defensa del australiano, de 49 años, que alegó que la petición de Washington tenía “motivaciones políticas” y que su cliente no afrontaría un juicio justo allí.

Baraitser explicó que el testimonio el pasado septiembre de varios psiquiatras la convenció de que el antiguo “hacker”, que lleva más de una década confinado en el Reino Unido pese a no haber sido condenado por ningún delito, “es un hombre deprimido y a veces desesperado que teme por su futuro”.

La magistrada señaló que, ante las probables condiciones de aislamiento que afrontaría en EE.UU. y sin la red de apoyo con la que cuenta en territorio británico, la Justicia estadounidense “no podría prevenir” que el informático, diagnosticado con síndrome de Asperger, “hallara la manera de suicidarse”.

“Por este motivo, he decidido que la extradición sería opresiva en razón del perjuicio mental” que conllevaría, concluyó.

Assange, con traje oscuro y mascarilla, cerró los ojos al escuchar el fallo, mientras que su pareja y madre de dos de sus hijos -nacidos cuando estaba refugiado en la embajada de Ecuador en Londres, Stella Moris, rompió a llorar.

Baraitser pospuso la sesión hasta mañana, cuando, tras oír los alegatos de la acusación y la defensa, decidirá si le otorga la libertad condicional o lo mantiene provisionalmente en la cárcel londinense de Belmarsh mientras se resuelve el recurso de la Justicia estadounidense contra el dictamen que impide su entrega a ese país.

 

DATO

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ofreció ayer asilo político a Julian Assange, tras el fallo del tribunal británico.

EFE, LONDRES

Comentarios