Ciencia, tecnología e investigacion para el desarrollo

Mucho se oirá hablar sobre educación durante los próximos tres meses de campaña. No van a faltar los lugares comunes, como mejorar cobertura y calidad; promover y fortalecer la articulación; mejorar infraestructura escolar; flexibilizar procesos educativos; cualificar docentes y formar en cultura ciudadana y valores. Esos van a ser ejes de los discursos. Como la casi totalidad de los candidatos no saben de educación y lo que les importa es cómo van a ejecutar su abultado presupuesto y la repartición de la burocracia educativa, lo importante brillará por su ausencia.

Hablan de desarrollo y progreso. Pero dejan en la nebulosa del olvido que la columna vertebral del camino para lograrlo tiene que ver con la transformación de la realidad productiva y social, que se hace con Ciencia, Tecnología e Investigación (CTI), como parte de una estrategia de competitividad. CTI es un desafío permanente para facilitar que la innovación en mecanismos alternativos permita valorar formas emergentes del saber y del conocimiento para generar nuevos procesos, productos y servicios. Una región es competitiva según sus niveles de innovación. Innovar es incorporar conocimiento a procesos productivos y sociales para lograr desarrollo y ser competitivos.

El Tolima está muy lejos de ser una región competitiva y sus cifras en CTI son muy precarias. Mientras que Antioquia invierte en actividades de CTI el 20.7% del total nacional, el Tolima el 0.31%. Los antioqueños invierten en I+D (Investigación y desarrollo) el 25.2% del total de lo que invierte la nación, en este departamento sólo el 0.06%. De los 3.514 proyectos aprobados en el país al Tolima le aprobaron 21, a Risaralda 114 y a Caldas 76. El Tolima solamente tiene un centro de investigación y desarrollo tecnológico reconocido.

Los grupos de investigación en Colombia se clasifican en categorías A1, A, B, C y D, siendo A1 máxima categoría. De los 3.970 grupos recocidos en el país Tolima registra 60 y ninguno en la clasificación A1. Risaralda registra 114 grupos, Caldas 119, el primero con 4 en A1 y Caldas con 14. En Colciencias se registran 113 investigadores reconocidos del Tolima, mientras en Risaralda 146 y 297 en Caldas.

No he escuchado a los candidatos hablar de forma coherente y clara sobre investigación, desarrollo, innovación y formación del talento humano, que si bien es posible que no dé votos, es importante para poder sopesar si sus propuestas verdaderamente nos abrirán los caminos del desarrollo o serán otra catarata de palabrería sin sentido ni fondo.

La tarea de la producción científica y tecnológica, creación de nuevos conocimientos, apropiación social del conocimiento, desarrollo tecnológico e innovador y la cualificación del talento humano son temas prioritarios, urgentes, que debe asumir un buen candidato a la gobernación del departamento. Como Ibagué acumula la mayor cantidad de población, de centros educativos, estudiantes, personal docente, capital industrial, financiero y de servicios, los candidatos a la Alcaldía también deberían ofrecer su propuesta del tema. ¿Los han escuchado?

Comentarios