Estamos como estamos


Hidroituango pasa cuentas en las que aparece enredado un candidato a la presidencia y otras figuras antioqueñas. La mintic envalentonada por los billonario contratos tuvo que renunciar, aunque había jurado que no lo haría, pues el duque, al hacer las cuentas de los apoyos en la cámara, vio que muchos de los “honorables”, aliados de su gobierno, pensaban censurarla, no porque les importe un carajo el tema de la corrupción, sino porque esa medida les servía para reencaucharse políticamente ahora que se avecinan las elecciones. Y los que seguían firmes, ya sabemos cómo venden su voto enmermelado.
PUBLICIDAD

Varios sicarios exportados esperando juicio por el magnicidio del presidente de Haití. Un ilustre colombiano, que prestaba sus buenos servicios a Venezuela, hace cola para una larga estadía en cárceles de Estados Unidos, a menos que  prenda el ventilador y los que tiemblan no solo están en el vecino país, sino aquí y como cosa rara son políticos.

A un aspirante muy firme a la presidencia en nombre del C.D le recuerdan sus buenas gestiones con Odebrecht, para obtener apoyo económico para una campaña presidencial.

Pastrana saca trapos sucios que puedan enredar el buen nombre del 8.000 y, pero el tiro le salió por la culata, porque apareció la prueba que muestra que en su ADN también aparecen características propias del elefante.

Solo una pequeña muestra de temas, incluyendo el de la verdad, que deben ser abordados en la próxima campaña electoral y que nos muestra que hasta ahora en Colombia no se le ha metido muela  a la corrupción,  en ninguno de sus niveles y modalidades y que los ciudadanos del común también tenemos una tarea que cumplir para que este estado de cosas no siga ocurriendo y es siendo responsables y éticos con nuestro voto. No venderlo por nada. 

Examinemos la trayectoria, la ética y el compromiso de los aspirantes con la solución de los enormes problemas de este país, analicemos sus proyectos y apoyemos a quienes nos generen confianza. Ya pasó la época del trapo y los rencores. Es mejor pensar y trabajar por la paz, la verdad y la reconciliación.  

Ñapa.- Luis Guillermo Plata, embajador de Colombia en España, dejó por fuera de la Feria del Libro de ese país, donde Colombia es invitado de honor, a importantes escritores colombianos como nuestro enorme paisano William Ospina, Héctor Abad, Santiago Gamboa, Laura Restrepo, Piedad Bonet y Fernando Vallejo, entre otros. Es la muestra más grande de la debilidad de este gobierno. 

Y ya sabemos que esos gobiernos débiles, como hoy ocurre con el de Nicaragua, descabezan al que se atreve a criticarlos. Parece que esa decisión hace parte de la esencia de la “economía naranja”. Es hora de solidarizarnos con los honrosamente excluidos.

*.-UT- El 7 de septiembre de 1994 fue asesinada la dirigente estudiantil Norma Patricia Galeano, estudiante de 8º semestre de Ciencias Sociales y hasta el momento ese crimen sigue impune. Que responden la justicia y los estamentos directivos de la U, que a lo largo de 27 años no han tenido tiempo para interesarse por lo ocurrido con una de sus alumnas, militante del partido comunista?

*.- Antonio Caballero, colombiano ejemplar, maestro del periodismo independiente y enamorado del país. Viajó dejando su ejemplo y un sentimiento de dolor en su familia, en el periodismo y en sus admiradores. ¡Buen viaje!   

 

HÉCTOR GALEANO ARBELÁEZ

Comentarios