Enfermedades emergentes: el ébola virus

.

Según informó la Organización Mundial de la Salud, nuevos casos y muertes atribuibles al Ébola Virus se han presentado en Guinea, Liberia, Nigeria y Sierra Leona, África. Entre el 2 y el 4 de agosto nuevos casos entre sospechosos, probables y confirmados de Ébola Virus (EV) con un registro de 45 muertes se informaron de los cuatro países. Para esta fecha el número acumulado de casos en los cuatro era de mil 711, incluyendo 932 muertes.

La anterior información de la OMS confirma los temores sobre la virulencia y letalidad de este virus según la misma organización. La enfermedad del Ébola Virus, anteriormente conocida como Fiebre Hemorrágica del Ébola, es una enfermedad grave, a menudo mortal, con una tasa de letalidad de hasta un 90 por ciento, el decir que de 100 personas que contraen la enfermedad 90 mueren. Es una de las enfermedades más virulentas del mundo.

La infección se transmite por contacto directo con la sangre, fluidos corporales y tejidos de animales infectados o personas. Los pacientes gravemente enfermos necesitan cuidados intensivo para tratar de salvar su vida. El EV apareció por primera vez en 1976 en dos brotes simultáneos, en Nzara, Sudán, y en Yambuku, República Democrática del Congo. El último brote se produjo en un pueblo situado cerca del río Ébola, de la cual la enfermedad toma su nombre.

Ébola es introducido en la población humana a través de un estrecho contacto con la sangre, secreciones, órganos u otros fluidos corporales de animales infectados. En África, la infección se ha presentado por de la manipulación de los chimpancés infectados, gorilas, murciélagos frugívoros, monos, antílopes de bosque y puercoespines encontrados enfermo o muerto o en la selva. Una vez el ser humano se ha infectado del animal enfermo o muerto el EV se propaga en la comunidad a través de la transmisión de humano a humano por contacto directo, a través de la piel o las mucosas, con la sangre, secreciones, órganos u otros líquidos corporales de personas infectadas y contacto indirecto con ambientes contaminados con dichos fluidos.

Para el caso de África, en ceremonias funerarias en las cuales los dolientes tuvieron contacto directo con el cuerpo de la persona fallecida, estos resultaron infectados. Los hombres que se han recuperado de la enfermedad pueden transmitir el virus a través de su esperma hasta siete semanas después de haberse recuperado de la enfermedad.

EV es una enfermedad viral aguda grave a menudo caracterizada por el inicio repentino de fiebre, debilidad intensa, dolor muscular, dolor de cabeza y dolor de garganta. Esto es seguido por vómitos, diarrea, erupción cutánea, deterioro renal y función hepática y en algunos casos, hemorragias internas y externas que cusan la muerte. El período de incubación es de dos a veintiún días.

¿La forma de prevenir la enfermedad? Evitando el contacto con animales enfermos y personas que se encuentran enfermas. ¿El riesgo para el mundo? Que el EV se propague a otros continentes. De hecho ya dos norteamericanos, un medico y una misionera, infectados en Liberia luchan por su vida en Estados Unidos.

PABLO ISAZA M.D.

Comentarios