Conflicto armado colombiano bajo ojos extranjeros

Conflicto armado colombiano bajo ojos extranjeros
Con frecuencia caemos en la tendencia, con sesgos chovinistas, de creer que solamente nuestra interpretación del conflicto interno armado es la única que vale y por consiguiente las miradas de observadores externos son vistas como intrusas. Yo los invito a que valoremos las interpretaciones que extranjeros cercanos hacen de nuestro conflicto.
23 Sep 2011 - 9:00pm

En relación con la caracterización de la situación actual del conflicto interno armado, dice el saliente Delegado del CICR en entrevista de prensa: "Está muy claro que todos los conflictos internos en el mundo son evolutivos y dinámicos, y el colombiano no es ajeno. Entonces como el conflicto evoluciona, las mismas crisis humanitarias también evolucionan bien sean geográficas o temáticas que son las consecuencias del conflicto… Nosotros hemos venido siguiendo de manera muy cercana desde hace varios años y hemos estado en el terreno.

“Vemos que hay grupos como las bandas criminales (bacrim) que agravan la crisis humanitaria. Tenemos contactos con ellos y tratamos de incidir sobre su manera de actuar frente a la población y dejar a la sociedad civil totalmente fuera del conflicto".      

Por su parte, el International Crisis Group en su último informe sobre la situación de las próximas elecciones colombianas anota: “Las amenazas a la seguridad provienen de tres fuentes: Narcotráfico, NGAI (Nuevos Grupos Armados Ilegales) y grupos guerrilleros. Si bien la responsabilidad para la mayoría de los casos ocurridos durante el 2011 permanece actualmente sin ser aclarada, las FARC, y en un menor grado el ELN y el Ejército Popular de Liberación (EPL), un grupo guerrillero más reducido, probablemente seguirán siendo los principales causantes de violencia contra candidatos y la infraestructura electoral”

En relación con las posibilidades de salida al mismo señala el Delegado saliente del CICR: “La historia demuestra que la intensidad del conflicto no tiene nada que ver con la cercanía o no de diálogos de paz, creo que eso se demostró en muchos otros países… Sigo teniendo la convicción de que la paz se logra a través de un diálogo y no de la rendición.

“Todos los miembros de la guerrilla con quienes hablamos dicen que quieren la paz, no es ninguna novedad. Los mecanismos para llegar a ella son el desafío principal y se lograrán no a través de una rendición, pero sí a través de mecanismos de discusión que obviamente tienen que definirse entre el Gobierno y los miembros de las guerrillas.” Y sobre las Bacrim  afirma “es claro que sí son un actor en el panorama de la violencia en el país que se debe tomar en cuenta.”

En la misma dirección el director de la Escuela de Cultura de Paz, Vicenc Fisas, a propósito de la discusión entre insurgencia y terrorismo, señala: “lo importante es la voluntad política de la insurgencia y del Gobierno de ponerse a negociar en serio y de forma realista, para lograr finalmente un acuerdo de paz, con independencia de los calificativos utilizados. Estar en las listas no es un problema para encontrarse en algún lugar. Y si alcanzan un cese de hostilidades y se abandona la práctica del secuestro, pueden ser retirados inmediatamente de las listas terroristas, lo que facilitará que la negociación transcurra mejor y haya mayor libertad de movimientos. Todo eso es posible en Colombia”.

No hay duda que la mirada de estos funcionarios y analistas extranjeros nos ayudan a caracterizar un conflicto armado degradado, en el cual además de las organizaciones guerrilleras actúan los grupos denominados Bacrim, que muy seguramente están permeadas –en su composición y sus métodos- por antiguos miembros de los grupos paramilitares, pero igualmente señalan que la salida definitiva transitará el camino de la solución política negociada, lo cual no es excluyente de que el Estado continúe, con todas sus capacidades, combatiéndolos en el marco del Estado de Derecho.  

Publicada por
ALEJO VARGAS VELÁSQUEZ