Prescribió delito contra el alcalde Hurtado por caso de ‘piques’ ilegales

El alcalde Andrés Hurtado aseguró hace algunos meses que era víctima de una persecusión de la Fiscalía.
Crédito: Fotos: Suministradas / EL NUEVO DÍA.El alcalde Andrés Hurtado aseguró hace algunos meses que era víctima de una persecusión de la Fiscalía.
Contenido Exclusivo
El delito de peculado por uso prescribió esta semana y la audiencia de continuación del juicio oral quedó programada para el 13 de enero de 2022.
PUBLICIDAD

En enero de este año, en el arranque de su segundo año de Gobierno, el alcalde Andrés Fabián Hurtado sumó dos procesos que ponían en riesgo la continuidad de su Administración: la revocatoria de mandato y la investigación penal por el caso de los ‘piques’ ilegales. 

En contraste, el mandatario va a cerrar el 2021 sin esos dolores de cabeza. La semana anterior se conoció que la revocatoria que impulsaba el comité Salvemos a Ibagué no prosperó y esta semana prescribió el delito de peculado por uso que le endilgó la Fiscalía General de la Nación. 

Es más, el accidentado juicio oral no va a continuar este año, pues el Juzgado Segundo Penal del Circuito programó para el 13 de enero de 2022 la audiencia en la que se espera que el abogado del mandatario, Andrés Felipe Caballero, solicite la prescripción formalmente. 

Aunque es improbable, está por verse si el alcalde renunciará a dicha prescripción, pues su anterior abogado, antes de dimitir al poder de representación, aseguró que le iba a sugerir que considerara esa posibilidad, en vista de que estaba convencido de su inocencia. 

Para la Fiscal, el Procurador Judicial y el representante de víctimas de la Aeronáutica Civil, la extinción de la acción penal es resultado de un plan sistemático de la defensa del mandatario para dilatar el proceso, evitar la terminación del juicio dentro de los términos establecidos y, en últimas, “burlar” la justicia. “Se sabe a ciencia cierta que son maniobras dilatorias para evitar la terminación del juicio dentro de los términos establecidos y se trata de una reiterada burla a la administración de justicia al despacho”, fue la categórica intervención del Procurador Judicial en la última audiencia. 

Las “sorpresas” en el proceso se remontan a diciembre de 2020, cuando se apareció una desconocida veeduría que llevaba escasos días de conformada y no estaba legalmente constituida, la cual solicitó ser reconocida como víctima dentro del proceso. 

Luego vendrían solicitudes de todo tipo por parte de la defensa del alcalde, apelaciones ante el Tribunal Superior de Ibagué, recusaciones contra el juez, denuncias de amenazas de muerte, súbitas renuncias de los abogados y confusos interrogatorios que, en suma, demoraron un proceso penal que algunos consideran que ya quedó impune y deja la capacidad de justicia en entredicho. 

Una y otra vez, al ver que las audiencias eran suspendidas y no avanzaba el proceso, la Fiscal empezó a advertir una estrategia de dilación para conseguir la prescripción e incluso surgieron solicitudes para que la Comisión Seccional de Disciplina Judicial investigue a los abogados del alcalde Hurtado Barrera. 

El alcalde es procesado porque la noche del 3 y la madrugada del 4 de abril, siendo administrador del aeropuerto Perales, permitió el ingreso de 51 vehículos y dos motocicletas para la celebración, al parecer clandestina, de ‘piques’ en la pista. 

El segundo delito por el que es procesado el alcalde Hurtado es el de ocultamiento y alteración o destrucción de elementos materiales probatorios.

 

Dato

 

Al alcalde Hurtado le imputarán el delito de peculado por uso el 7 de febrero de 2022 ante el Juzgado Sexto Penal del Circuito, por el uso del estadio Manuel Murillo Toro para el cumpleaños de uno de sus hijos. 

Este artículo es de nuestro periódico impreso.

¡Hagamos región y apoyemos lo nuestro! 

https://digital.elnuevodia.com.co/library

También lo puede adquirir en físico.

 

Redacción Política El Nuevo Día

Comentarios