Uribe y la corrupción, banderas de Petro y Rodolfo Hernández

Foto: Colprensa
Crédito: Foto: Colprensa / El Nuevo Día
Rodolfo Hernández y Gustavo Petro ya empezaron a poner las cartas sobre la mesa para lo que queda de las tres semanas definitivas de la campaña y llegar al 19 de junio siendo la opción para reemplazar a Iván Duque en la Casa de Nariño.
PUBLICIDAD

Por el lado del candidato del Pacto Histórico ya está claro que Gustavo Petro y sus principales cuadros de campaña empezarán a mover la idea que Rodolfo Hernández es el verdadero candidato de Álvaro Uribe, mientras que el ingeniero Hernández también evidenció que uno de sus puntos a atacar a Petro son los aliados corruptos que según él lo rodean, como son los senadores Piedad Córdoba (electa), Armando Benedetti y Roy Barreras.

Petro, tras un día de silencio en los medios de comunicación, el lunes festivo que lo dedicó a armar sus estrategia electoral, retomó este martes con un estilo muy comunicativo al hablar con emisoras y noticieros de televisión, en donde ‘vendió’ la idea que su contendor es el alfil del expresidente Uribe.

“El voto prouribista se fue con Rodolfo y fue más poderoso que el Equipo por Colombia”, dijo Petro una y otra vez en los medios, mensaje que ya se había empezado a posicionar en las redes sociales de sus miles de seguidores que ahora cambiaron de decir que el candidato de Uribe era Federico Gutiérrez a que es el exalcalde de Bucaramanga.

Para Petro no era una sorpresa que Hernández llegara a la segunda vuelta, porque en su concepto se posicionó en las regiones en las cuales en el 2016 el uribismo se impuso para que el No le ganara al Sí del plebiscito de la paz.

Y contrario a lo que dice Rodolfo Hernández que es independiente y que los resultados del domingo mostraron que Uribe está “muerto” electoralmente, Petro sostiene que “Uribe está más vivo que nunca”. Incluso logró dar un golpe político importante a su contendor ganar el apoyo del senador Jota Pe Hernández, quien hace pocos días adhirió a Hernández.

El senador de la Alianza Verde señaló, en un video que el ingeniero con “su discurso anticorrupción ha logrado convencer a seis millones de colombianos, pero indirectamente su campaña se ha encontrado con esos a los que yo tanto he denunciado. Ver y escuchar a María Fernanda Cabal, la misma que ha despreciado tanto a los jóvenes, ver a Paloma Valencia, José Obdulio Gaviria, a Óscar Iván Zuluaga, presenciando las reuniones de los rodolfistas”.

El senador Roy Barreras, quien mueve los hilos políticos del ‘petrismo’ ahora en el Congreso, también se ha encargado de empezar a posicionar la idea que Hernández además de ser “un mal candidato” es la peor representación del uribismo en la segunda vuelta, por lo que consideró que será mucho más fácil de derrotar el 19 de junio.

 

Las puyas de Hernández

 

El segundo candidato en la carrera presidencial, Rodolfo Hernández, también en su estrategia para la segunda vuelta evidenció cuál será su carta, se trata de mostrar que su contendor está rodeado de la corrupción y así lo evidencian sus principales aliados.

La primera referencia, que al parecer será permanente, es contra la senadora electa Piedad Córdoba, quien en su más reciente escándalo está su captura transitoria la semana pasada en Honduras con 68 mil dólares que al parecer no pudo evidenciar su origen.

Pero junto a esa situación, Hernández recordará la investigación que tiene en la Corte Suprema de Justicia la senadora electa, su pasado con Hugo Chávez y Nicolás Maduro, además de sus alianzas con el detenido y controvertido socio Alex Saab.

Hernández este martes no perdió calificativos para hablar contra el senador Roy Barreras, de quien aseguró que ha estado en todos los gobiernos sacando provecho y que en particular así lo hizo con el de Uribe, “le sacó hasta los tuétanos”.

Otro de los hombres fuertes de la campaña Petro que es Armando Benedetti, tampoco queda por fuera de los cuestionamientos de Hernández, de quien aseguró que el candidato del Pacto Histórico se lo va a llevar al gobierno para permitir que los politiqueros se sigan robando el estado.

Ante los ‘dardos’ de Hernández, Benedetti también se despachó y le dijo que “se la pasa todo el día hablando de la anticorrupción y está actualmente imputado. ¡Tiene huevo! La Fiscalía cree que es un bandido y lo mandó ante un juez”.

Para el líder petrista, los seis millones de votos de Hernández correspondieron a personas que salieron a votar de forma emocional pero no porque compartan su propuesta de gobierno. Incluso sostiene que “yo no me jodo si él gana, se jode la clase media y la clase alta”.

El país apenas empieza a ver las primeras estrategias que tendrán Hernández y Petro por ganar el premio mayor, la Presidencia de la República.

 

COLPRENSA / EL NUEVO DÍA

Comentarios