Empieza la discusión sobre el Plan Nacional de Desarrollo en el Tolima

Crédito: Archivo / EL NUEVO DÍAImagen de ilustración.
En los últimos días se ha empezado a mover la agenda política alrededor de la construcción del Plan Nacional de Desarrollo en el Tolima. El día lunes se reunirá la bancada parlamentaria para la definición de una agenda común, que permita articular la gestión en bloque de proyectos de alto impacto para el Departamento.
PUBLICIDAD

Hace unas semanas atrás uno de los sectores que integran el bloque del Pacto Histórico en el Tolima, presentó ante el gobierno nacional un documento para la incidencia, con 30 iniciativas en una estrecha relación con el Programa de Gobierno “Colombia Potencia Mundial de la Vida”.

Los formuladores de ese documento de incidencia ahora presentan una “Propuesta Metodológica Para los Diálogos Regionales Vinculantes”. Sus autores, los consultores Diego Alejandro Zuluaga y Samuel Gómez, con el ánimo de fortalecer la discusión en torno a la construcción del Plan Nacional de Desarrollo, realizaron un abordaje que permita una incidencia territorial de las conflictividades desde una perspectiva ambiental.

Para la realización de dicho abordaje proponen como unidad de gestión territorial las cuencas hidrográficas en el Tolima, desde las cuales pensar los conflictos ambientales, pero también responder a unos problemas comunes de diversos actores que conviven en un territorio determinado por unas mismas aguas y un mismo sistema natural. Esto en sintonía de lo que propone el programa de gobierno de Petro y Francia como “Ordenamiento Territorial a partir del Agua".

Los consultores Zuluaga y Gómez plantean que la conflictividad en el Tolima en la actualidad, obedece a elementos de tipo ambiental precisamente por la riqueza natural del departamento que hace que se posen una serie de megaproyectos extractivos que ponen en riesgo tanto la diversidad natural como las autonomías territoriales; por lo tanto promover los diálogos regionales en el departamento debe pasar por la participación de actores de la zona alta, con los campesinos de las tierras medias cafeteras y los productores agrícolas de los valles y el lugar común para el desarrollo del diálogo, deben ser los ríos.

La propuesta entonces pretende poner a dialogar a los actores de 9 cuencas hidrográficas en torno a sus problemas comunes y a través de contratos plan proponer proyectos de impacto que defiendan el territorio y mejoren las condiciones de vida de los habitantes que allí se encuentran.

En la interpretación que hacen respecto a la conceptualización de los “Diálogos Regionales Vinculantes”, expresado en distintas ocasiones por el presidente Gustavo Petro, exponen que hace parte de la participación en el proceso de formulación del Plan, y es vinculante ya que se debe incorporar a la ley que lo aprueba. Lanzan además una crítica a la configuración de estos escenarios como mecanismo para hacer politiquería, debido a que es un escenario participativo en donde muchas personas ponen sus expectativas no solo colectivas sino también individuales y, al generar esa esperanza micro territorial, municipal, puede generar desconfianza de las comunidades en torno a estos procesos participativos.

También expresan que no puede convertirse el ejercicio en la descripción de la típica lista de mercado, tan común en estos procesos a través del manejo desorganizado en la formulación de los planes de desarrollo. Deben existir unos ejercicios orientadores en donde se expresen los conflictos que agobian a los tolimenses en sus territorios y las alternativas de solución acordes a los mismos.

El documento es de consulta general y esperan poder socializarlo en los próximos días con actores del gobierno nacional.

Con información suministrada

Comentarios