Las tumbas milenarias que halló Celsia en el Tolima mientras construía una subestación

Crédito: Suministrado / El Nuevo Día.
Durante la construcción de la nueva subestación Cajamarca de Celsia, el equipo de arqueología preventiva de la organización identificó dos tumbas milenarias de la cultura Quimbaya cuando se realizaba el movimiento masivo de suelos.
PUBLICIDAD

Según los antropólogos y profesionales que acompañan el desarrollo de la obra, estos enterramientos tienen un alto interés arqueológico y son fuente de información sobre la cultura y la sociedad de los antepasados tolimenses, por lo cual se han aplicado todos los protocolos asociados a su reporte, rescate y custodia.

El hallazgo se encontró a 70 cm del nivel del suelo cuando la retroexcavadora movió una gran laja de piedra. Esta resultó ser la tapa de una estructura funeraria de tipo megalítico (en roca). Posteriormente, a una distancia de 20 metros, se encontró otra estructura del mismo tipo.

Gracias a que Celsia cuenta con un programa de arqueología preventiva para el desarrollo de las obras, de manera inmediata se procedió a reportar el enterramiento a las autoridades y a rescatarlo con el máximo cuidado, con la asesoría de los profesionales.

“Este tipo de estructuras funerarias fueron utilizadas por la cultura Quimbaya durante el periodo de su mayor desarrollo cultural, comprendido entre los años 500 antes de Cristo y 600 después de Cristo, por lo que se asocian al periodo “Clásico” de esta comunidad”, confirma el arqueólogo a cargo del proyecto, Gonzalo Castro.

1

Las estructuras funerarias o tumbas encontradas estaban en buen estado de conservación y en su interior no se encontraron estructuras óseas u ofrendas funerarias, lo que significa, según el arqueólogo Castro, que en ellas se practicaban los enterramientos de personas que después de un determinado periodo de tiempo eran exhumadas para depositar los restos en otro lugar.

La etapa siguiente para la protección de este hallazgo es realizar la entrega del material a una entidad que garantice su preservación, y permita que su estudio dé luces sobre los usos y costumbres de los antiguos pobladores de la región del Tolima.

Mauricio Lasso, líder de proyectos de Celsia en el Tolima “en Celsia siempre realizamos el plan de manejo indicado por el ICANH durante la construcción de nuestras obras o proyectos que comprende el diagnóstico, ubicación, revisión de fuentes, levantamiento cartográfico del área, etc. tanto para la aprobación del proyecto como para el cumplimiento del programa de arqueología preventiva. Por eso fue muy sorprendente el hallazgo de estas 2 tumbas de hace mil o dos mil años, que de no ser porque realizamos todo el programa de monitoreo arqueológico, o seguimiento a los movimientos de suelo, posiblemente estas estructuras funerarias estarían destruidas”.

La construcción de los proyectos de infraestructura de Celsia que requieren licencia ambiental incluye un programa de arqueología preventiva acorde con los protocolos del ICANH (Instituto Colombiano de Antropología e Historia), el cual está dirigido a identificar y caracterizar los bienes y contextos arqueológicos existentes en el área de los proyectos u obras.

Redacción web.

Comentarios