Vera Construcciones y Herrera: “Los otros Nule”

EL PILÓN - EL NUEVO DÍA
El Contralor Delegado para el Sector Social ironizó que pese a que en el Cesar, Vera Construcciones ha incumplido en el plazo de la entrega de las obras de la sede de la Universidad Nacional, en Ibagué, aún no se ve claro cuando se terminarán los escenarios deportivos de los XX Juegos Nacionales.

Durante su visita a Ibagué, el contralor Delegado para el Sector Social, José Antonio Soto Murgas, señaló a las empresas Vera Construcciones, Typsa y a Benjamín Tomás Herrera de ser “los nuevos Nule” del país. El funcionario hizo un repaso frente a los millonarios contratos que se han adjudicado en diferentes regiones, pero con incumplimientos significativos en la culminación de los trabajos y con adiciones millonarias.

“Mientras en Ibagué estos señores, Vera Construcciones y Benjamín Tomás Herrera, tenían acá la construcción de las obras más importantes (Parque Deportivo y la Unidad Deportiva de la calle 42), en el país también venían haciendo presencia como contratistas y también quedando mal”, resaltó el funcionario.

El primer contrato al que hizo alusión tiene que ver con el 812 de 2013 suscrito con la Gobernación del Cesar. El objeto del mismo era la construcción de la sede de la Universidad Nacional en La Paz, obra que inicialmente alcanzaría los 38 mil millones de pesos y ya casi alcanza los 56 mil millones de pesos.

“Las obras en el departamento del Cesar fueron previstas para terminarse en año y medio pero por incumplimiento de los contratistas, han pasado más de cuatro años y no ha sido posible la terminación de estas. Con tristeza, registro que después de una octava prórroga está próxima a culminarse”, aseveró Soto Murgas.

Este contrato fue suscrito el 12 de julio de 2013 a dos años de adjudicarse el contrato para la construcción de los escenarios deportivos de los XX Juegos Nacionales.

Posteriormente e “irónicamente”, Vera Construcciones termina contratando la construcción de una vía para comunicar a los municipios de Sangahún (Córdoba) y San Marcos en Sucre. Lo anterior, con recursos del orden nacional y un costo de 119 mil millones de pesos y “donde aparentemente después de haberse adjudicado, cedió el contrato”.

“El señor Vera Construcciones el que estaba incumpliendo con los escenarios deportivos en el municipio de Ibagué, tenía otra obra en el departamento de César con recursos de regalías que también estaba incumpliendo y tenía otra obra nacional con recursos de Invías que no sabemos si la iba a terminar”.

Soto Murgas se cuestionó si Vera Construcciones y Benjamín Herrera tenían la capacidad financiera para participar al mismo tiempo en tres obras de tal envergadura y ejecutar los cuantiosos recursos.

“Insisto, quise mostrar desde la visión de un contralor Delegado, cómo estos mismos contratistas, en especial estos dos, con nombre propio Vera Construcciones y Benjamín Tomás Herrera en distintas parte del país, venían asumiendo responsabilidades y desde el punto contractual venían quedando mal. No será que el haber asumido en su momento responsabilidades en los escenarios deportivos ya era lo bastante grande, no será que el haber asumido la sede más moderna después de los escenarios de la Universidad Nacional en Bogotá, ya era suficiente responsabilidad y dolor de cabeza, no será que participar en una obra de 119 mil millones, ya era lo bastante complejo”.

Y continuó: “en el mes de diciembre me encontré a Typsa de interventor, ahora parece que es otro Typsa en el municipio de Fundación, en una obra de escenarios deportivos. Hasta cuándo estos señores, que son otros Nule, van a seguir haciendo presencia en obras del contexto nacional y regional.. Esto termina siendo inaceptable. Quién trajo estos señores al municipio de Ibagué, quién llevó a estos señores al departamento del Cesar, quién ha dicho que unos señores que evidencian serios incumplimientos de prórroga en prórroga (...) son expertos para ejecutar recursos de regalías, expertos para ejecutar recursos del orden nacional que no son de regalías, expertos para ejecutar recursos propios en cada localidad llámese municipios y departamentos, expertos en todo”, alegó Soto.

Un golazo

El contralor Delegado para el Sector Social, José Antonio Soto, no se explica por qué con estos antecedentes, Ibagué siendo la capital del Tolima, no se culminaron las obras. Por ello, resaltó que aunque el contralor General, Edgardo Maya Villazón, ha enviado diversas comunicaciones de carácter presupuestal a Coldeportes y que han recibido respuestas, no hay una en tiempo real para terminar los escenarios en la ciudad.

“Lo irónico es que allá (en Cesar) están a punto de terminar, pero acá a pesar de la insistencia de las veedurías, a pesar de la insistencia de la Contraloría, de la Fiscalía y de la Procuraduría General, todavía falta mucho, casi que podría decir uno que no ve realmente claro cuando se terminarán estas obras” , reclamó.

Por último, Soto resaltó en su breve visita a la ciudad, que no hablaría bien de él como funcionario “no decir las cosas por su nombre por el temor a que estos contratistas lo amenacen a uno con tutelas, lo amenacen a uno con denuncias, lo amenacen a uno con quejas en la Procuraduría, lo amenacen a uno con esculcar la hoja de vida de uno, lo amenacen con lo que sea, pero aquí los vamos continuamente a desenmascarar, sentenció.

IBAGUÉ

Comentarios