“Construyendo solidaridad desde el aula de clase”

SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA
Asistir a la clase de Problemática Social Colombiana del profesor Francisco Molina, no es solo ir a calentar asiento, pues como él mismo lo indica se trata de llevar la teoría a la práctica y esto quedó demostrado en la noche del sábado cuando varios estudiantes de Derecho de una universidad en Ibagué, se ‘tomaron’ el parque Galarza.

Allí, mediante varias actividades, brindaron una noche diferente a los habitantes de calle que normalmente están en ese lugar.

Música, magia, servicio de enfermería, maquillaje, y una chocolatada para alrededor de 150 habitantes de calle que se acercaron a participar de la jornada fue lo que se vivió en esa noche.

Molina indicó que al comienzo, como en todos estos procesos, los habitantes eran reacios a participar, pero que luego que ganaron confianza e incluso hubo baile con todo el ‘swing’ que tienen estas personas.

“Lo que queremos es que los conceptos no se queden en el aula de clase, sino que se articulen con una actividad práctica y que los estudiantes se concienticen para tener unos valores y unos principios fundamentales en su formación hacia el futuro profesional del derecho, que aparte de sus conocimientos profesionales, también tengan una formación como seres humanos y que le aporten a la sociedad como nos corresponde”, indicó Molina.

 

Los estudiantes

Los alumnos que asisitieron a esta actividad no lo hicieron por la nota, ni por sumar puntos con el profesor, los que asistieron fue porque quisieron hacerlo y porque quieren aportar algo a la sociedad.

Andrés Zambrano, representante los estudiantes ante el Consejo Académico, indicó que se sumaron a la actividad porque de una u otra manera sienten responsabilidad con los habitantes de calle, “no hacerlos sentir solos, ni que están siendo olvidados, vamos a estar acá compartiendo con ellos, un pan, un chocolate, el objetivo es que sientan acompañados y queridos”.

La actividad fue respaldada por dos organizaciones sin ánimo de lucro, ‘Ibagué qué’, liderada por Miguel Bermudez, y el ‘Colectivo Social y Solidario Gesipp’, pero el pan, el chocolate fue financiado por los mismos estudiantes, y los diferentes servicios fueron prestados por los mismos estudiantes de la universidad.

 

Seguirán adelante

Actividades como esta, el profesor Molina las ha venido haciendo desde hace 10 años en diferentes puntos vulnerables de la ciudad, y de igual manera espera seguirlas haciendo por lo menos una vez al mes.

“Hacer una acción y presencia en algunos puntos de la ciudad, y tomarnos ese punto que es vulnerable y que queda en el centro de la ciudad”, finalizó el profesor.

EL NUEVO DÍA

Comentarios