Solicitan abrir proceso disciplinario contra Tania Sierra, integrante de la Junta de la CCI

ARCHIVO - EL NUEVO DÍA
Por supuesta violación a los estatutos y el Código de Ética de la Cámara de Comercio de Ibagué (CCI), varios integrantes de la Junta Directiva de la organización solicitaron que se evalúe la posibilidad de abrir un proceso disciplinario en contra de Tania Sierra, también integrante del máximo órgano de dirección de la entidad. Ella pidió trato igualitario.

En la petición, realizada a Brian Bazin Bulla, presidente ejecutivo de la CCI, se expresa el inconformismo con una publicación de Facebook en la que Sierra cuestiona los viajes realizados por sus compañeros de Junta, porque fueron costeados con recursos de los comerciantes afiliados en la entidad.

“Hoy disfruto en mi ciudad, escuchando a quienes confiaron en mis propuestas empresariales y me dieron su voto, mi compromiso es con cada uno de los 28 mil empresarios registrados en la CCI y no con políticas de despilfarro de recursos”, escribió Sierra a raíz del viaje que hicieron varios integrantes a Cartagena para participar en el congreso de Confecámaras.

Estas afirmaciones fueron calificadas como “engañosas, temerarias e irresponsables” por varios de miembros de la Junta, quienes consideran que “demuestran un profundo desconocimiento de la labor encomendada a los integrantes de esta corporación (...), y contribuyen a generar un mal ambiente y a erosionar la confianza que la ciudadanía y los afiliados tienen en el órgano”.

 

Contraatacó

Al respecto, Sierra insistió en que siempre ha defendido esa posición, porque considera desmesurados los montos destinados para viajes y podrían ser asumidos con recursos propios de los integrantes de la Junta. Por esta razón, señaló que logró que se redujeran en un 40% los dineros para viáticos.

Sobre la solicitud de sus compañeros, Sierra pidió que haya un trato ponderado en el que también se revisen casos como el de Sofía Pardo, presidenta de la Junta y propietaria de la IPS Promover S.A.S, institución donde una mujer perdió la vida en julio pasado cuando un médico sin título de cirujano plástico le practicaba un procedimiento estético, pese a que en sus instalaciones no está permitido realizar cirugías de ningún tipo.

“¿Qué es más grave? Escribir en una red social que no viajo con recursos de la Cámara y soy coherente con lo que dije en campaña o que a uno, siendo Presidente de una Junta, le cierren su clínica por negocios improcedentes y se le muera una paciente, porque no tiene la estructura. Eso me parece más delicado, entonces que también se le aplique el Código de Ética a ella”, dijo.

EL NUEVO DÍA

Comentarios