Aguas negras, alcantarillas destapadas y sumideros colapsados en Pueblo Nuevo

Crédito: Jorge Cuéllar / EL NUEVO DÍAZona en donde está ubicada la caja de aguas negras. Alcantarillas llenas de barro en su interior.
La comunidad denunció que a pesar de enviar varias solicitudes, la empresa Ibal no ha dado ninguna respuesta.
PUBLICIDAD

Desde hace años, la comunidad del barrio Pueblo Nuevo tiene problemas con el sistema de alcantarillado del sector. Olores nauseabundos por cuenta de las aguas negras e inundaciones por el taponamiento de algunas rejillas son algunas de las problemáticas que la comunidad denunció.

Rufino Yara, presidente de la JAC de Pueblo Nuevo, afirmó que “las cajas de aguas negras que están cerca a la quebrada sobre la calle 18, están totalmente colapsadas. Llevamos alrededor de dos años insistiendo al Ibal para que realicen las reparaciones necesarias”.

La caja de ‘aguas negras’, las cuales emanan un desagradable olor en las casas aledañas, se encuentran colapsadas, sin algún tipo de tapa o cubierta y, a su vez, está encharcada de agua, lo que preocupa a la comunidad debido al problema de salud que esto representa.

Por otra parte, también se han realizado solicitudes por parte de la comunidad respecto a las rejillas de aguas lluvias.

“Desde hace tres años venimos trabajando con la JAC para reparar las rejillas de los alcantarillados del sector. Se han enviado oficios y derechos de petición solicitando su reparación y, a día de hoy, la empresa Ibal aún no ha dado respuesta. Estos daños están ubicados en la carrera Novena entre las calles 14 y 19”, añadió Yara.

La situación ha llegado a tal punto que, cada vez que llueve, las viviendas ubicadas sobre la avenida Guabinal se inundan porque las alcantarillas y sumideros tapados con basuras y tierra colapsan a tal punto que en algunos domicilios, las aguas se filtran desde el piso.

 Redacción IbaguéSumideros sin tapa y con alta concentración de basuras en su interior. Así está el interior de la caja de aguas negras.

 

Se espera una respuesta

A razón de las solicitudes, la empresa Ibal contestó que para poder ejercer acciones sobre la zona se debe revisar los documentos que han sido radicados por la JAC de la comunidad. A su vez, se comprometieron con realizar un seguimiento a la situación del barrio con el fin de solventar las necesidades del sector.

Por otra parte, la empresa acordó suministrar más información al respecto, actividad que al cierre de esta edición no ocurrió.

Así las cosas, se espera que la entidad pública tome cartas sobre el asunto y, a su vez, que la comunidad pueda gozar prontamente de un sistema de alcantarillado en mejores condiciones.

REDACCIÓN IBAGUÉ

Comentarios