Los ‘patios’ ya parecen cementerios de vehículos

Crédito: FOTOS: HÉLMER PARRA/SUMINISTRADAS – EL NUEVO DÍADesde el aire se puede ver la magnitud de automotores que esperan sean sacados por sus propietarios, debido a que no existe un plan de chatarrización.
Las motocicletas son las que más abandonan, debido a que muchos prefieren adquirir una nueva y no pagar altos comparendos.
PUBLICIDAD

Cientos de automotores, en su mayoría motocicletas, reposan en los cuatro parqueaderos habilitados en Ibagué que son trasladados por alguna infracción y a la espera de que sus propietarios tengan el permiso de la Secretaría de Tránsito para poder retirarlos.

La mayoría de veces los dueños de las motos tienen deudas por otras contravenciones, y al hacer las cuentas prefieren dejarlas abandonadas, y en otras ocasiones, abundan las denuncias por la falta de agilidad en la entrega de los paz y salvo en la Secretaría.

Solamente en el parqueadero La Coor, hay más de 2.500 motos arrumadas, de esas, mil llevan más de 10 años tiradas y sin que exista tampoco un proyecto para chatarrización o remate de vehículos por parte del municipio.

 

Así es un procedimiento

Según lo informado por Héctor Alfonso Díaz, encargado del parqueadero La Coor, la mayoría de vehículos que llegan es por infracciones, en su mayoría falta del Soat, o sin tecnomecánica; pero también ocurre, que las personas dejan los carros en la vía pública y eso se considera como abandono.

“Nosotros salimos cuando desde la central de guardas nos llaman e informan la dirección donde ocurre la infracción o el accidente. En la actualidad el municipio cuenta con cuatro parqueaderos y por ello se manejan turnos.

“Acá tenemos motocicletas de más de 10 años, y es porque tienen muchos comparendos y, otras veces, porque al momento de adquirir una moto, no la formalizan, no hacen los papeles a nombre del nuevo propietario, entonces en un procedimiento exigen que sea el dueño quien haga los trámites y por eso también se quedan”, cuenta Héctor Díaz.

Con la cantidad de vehículos que tienen allí, sí esperan que el Municipio realice un remate o una chatarrización, debido a que los parqueaderos pierden espacio y dinero; además, indican que ellos son los indicados para realizar esa gestión.

Cuenta el encargado de La Coor, que si bien no conoce los trámites que realiza Tránsito y el porqué de algunas demoras, allí es fácil sacar el vehículo, siempre y cuando el afectado cuente con el acta de entrega.

Pero ante esto, también señala que los usuarios eviten caer en el error de llegar con actas adulteradas, pues ya han tenido casos en los que llegan con órdenes falsas, y debido a que ellos verifican la información con Tránsito, detectan cualquier irregularidad.

“Llegan con firmas, que cuando se comparan no son las mismas, así que un funcionario de tránsito junto con policía, judicializan al afectado por falsedad en documento público.

“Lo que sí les decimos, es que acá somos conscientes de la situación que vive el país en la parte económica y por eso hacemos buenos descuentos. Eso sí, traigan todo en regla”, añade Díaz.

En el momento en que un automotor ingresa a un parqueadero habilitado, el propietario ya debe pagar $99.900 por el servicio de grúa. El primer día se cobra por horas, la moto vale $1.200 la hora y el carro $1.600; luego, cada día y noche sale a tres mil pesos la moto y cuatro mil el carro guardado.

Patios.

Qué dice Tránsito

En diálogo con el secretario de Tránsito y la Movilidad César Fabián Yáñez Puentes, indicó que el municipio no cuenta con un inventario de cuántos vehículos hay guardados en los patios, pero que sí está junto con la parte jurídica mirando la situación y ver qué se puede hacer frente a esta situación.

“Nosotros damos un permiso para la prestación de este servicio, el cual dura dos meses, esto, mientras buscamos una solución definitiva. Quiero informar que siempre se ha manejado de la misma manera, mediante resolución y con unos requisitos correspondientes”.

El municipio tampoco ha planeado en ningún momento chatarrizar estos automotores o ponerlos en remate, debido a que finalmente llegan los carros o motocicletas a predios privados, y el Gobierno municipal tampoco puede conciliar los precios por el tiempo que allí los tengan. 

Debido a que los predios son ajenos y el servicio de grúa también va por cuenta del privado, tampoco ingresa algún dinero a la ciudad por el tiempo que permanecen en los patios.

“Sí hemos pensado en manejar un patio, pero tenemos que buscar el lote y contar con toda la parte legal, en eso se trabaja, pero sabemos que todos los procesos son demorados, se deben estudiar y realizar diseños, esto no se hace de afán. Tenemos que iniciar desde cero y la posibilidad existe”, aseguró Yáñez Puentes.

Lo que sí se hace necesario en la ciudad es una política clara que permita evacuar la cantidad de vehículos que reposan, muchas veces al sol y al agua, en los denominados patios y que generan además, contaminación en todos los aspectos.

Patios. Las quejas

El secretario de Tránsito le respondió al concejal Rubén Darío Correa Carvajal, sobre las denuncias lanzadas por un usuario, acerca de la demora en la entrega de un vehículo, a lo que contestó que muchas veces las personas se quejan pero no saben enviar la documentación correspondiente. 

“A esta persona le habían inmovilizado el día 12, subió los papeles el 14, ese mismo día se le respondió y le explicamos lo que hacía falta y el 15 lo hizo, verificamos y el 16 se le dio la salida al vehículo.

“El problema muchas veces es de parte del usuario, igual sucedió el 20 de octubre que estuvo la veeduría, nos entrevistaron y había un señor con una queja, dio su placa, y verificamos que ya se le había dicho que tenía que comprar la técnico mecánica, pero seguía insistiendo que no se le entregaban.

“El vehículo llevaba mes y medio y nosotros hacemos toda la trazabilidad, toda la tarea del porqué el vehículo no sale, y acá pido un favor, que si existen personas con quejas, háganlas llegar con el número de placa y los ‘pantallazos’ de dónde se enviaron y poder responderles.

“Hemos demostrado que la culpa ha venido siendo del usuario, entonces aquí dejo esta inquietud, si nos hacen llegar las numerosas quejas, como lo menciona el Concejal, agradecería que nos informen y acá estamos dispuestos para atender todas las inquietudes”, aseguró César Yáñez.

 

La norma dice que en el momento en que subimos un carro o moto a la grúa y aparece el dueño, la bajamos sin cobrar un solo peso, pero si arrancamos, no se puede bajar y ya se debe hacer todo con Tránsito.

Héctor Díaz

 

No es cierto lo que dice la gente, que salimos a buscar carros, porque siempre hay un guarda que hace el procedimiento y tampoco se hace todo en segundos, porque se demora al menos cinco minutos el procedimiento.

Héctor Díaz

ANTONIO GUZMÁN OLIVEROS

Comentarios