El controvertido cambio en letrero de ‘Ibagué’ que levantó ampolla

Crédito: Jorge Cuéllar / EL NUEVO DÍAEl letrero en concreto, ubicado en la plazoleta Darío Echandía, fue modificado y pintado de azul, sin que exista un responsable, tras la polémica fue cubierto con una polisombra.
La Alcaldía indicó que no es responsable de la modificación, pero que sí hará cambios al letrero. Varios concejales anunciaron su intención de radicar un proyecto para incentivar una marca única de ciudad.
PUBLICIDAD

Este fin de semana la modificación y cambio de color del letrero de ‘Ibagué’, ubicado en la plazoleta Darío Echandía, se volvió tema de discusión y malestar entre algunos ciudadanos, quienes trasladaron el debate a redes sociales y pidieron explicaciones a la Alcaldía sobre lo acontecido, además de atribuir tal acción a una posible imposición de la línea política del actual gobierno, teniendo en cuenta que varios espacios han sido intervenidos con este tono.

Tras el debate, fue el gerente de la Gestora Urbana, Didier Fabián Blanco, quien salió al paso y en un video aseguró que desde la Alcaldía no se había hecho ningún tipo de intervención al letrero instalado por el Gobierno anterior, pero sí reconoció que será modificado por un letrero “luminoso y bonito”, que estaría alejado de tintes políticos.

“La Administración Ibagué Vibra no ha invertido ni un solo peso en la realización de este letrero, que no nos identifica ni como ciudad, ni como gobierno (...) se tendrá un letrero bonito, luminoso y colorido para que todos los ibaguereños lo disfruten, indistintamente de temas relacionados con política”, puntualizó el gerente.

El funcionario, indicó que fue a través de la misma comunidad y solo hasta el pasado sábado que se enteró de la modificación de la forma de la figura en concreto y posterior pintura para la cual no habría autorización.

Blanco indicó que “van para adelante” y que por eso no buscarán a los presuntos responsables del daño en bien ajeno, pese a que esto representa un delito, según el artículo 265 del Código Penal, toda vez que se está atentando contra un bien público.

“Asumo la responsabilidad por quien haya pintado o hecho eso (refiriéndose al letrero), no me voy a detener en buscar responsables”, puntualizó el funcionario.

Cierto es que aún se desconoce quién realizó tales ajustes al letrero en concreto y los días que pudo tomar la reforma al mismo, todo ante los ojos de las autoridades.

Es de resaltar que el mismo Gerente en la edición del 11 de noviembre ya le había expresado a EL NUEVO DÍA el cambio que haría en dicho letrero.

“Vamos a quitarle el tinte político del letrero de Ibagué y hacer uno bonito que le sirva a cualquiera, porque finalmente son letreros para embellecer la ciudad, para que la gente se tome la foto en los letreros, independientemente del alcalde que esté. La idea es que sean bonitos y estándar, además quitar los olores que se han evidenciado, porque se volvió el baño público de algunos”, puntualizó en ese entonces el gerente de la Gestora Urbana a esta redacción.

 

Sin monumento, ni placa

En la información entregada por Blanco, el funcionario advirtió que: “el verdadero atentado ocurrió con la desaparición de la placa y el busto de Darío Echandía, un ilustre tolimense, expresidente de la República”.

No obstante, más allá de la denuncia, que también fue hecha por este diario, no dio claridad sobre el paradero de estos elementos que desde octubre del 2019 reclama la Academia de Historia del Tolima, que datan desde mayo de 1992 y son un homenaje a Darío Echandía.

Cabe recordar que en la plazoleta se hicieron varias modificaciones para instalar un sistema de energía limpia en agosto del 2019 y desde entonces se desconoce el paradero y estado del busto y placa del expresidente.

 

Marca de ciudad

La polémica también generó inconformismo entre el cabildo ibaguereño, varios de los corporados rechazaron lo ocurrido, pidieron acciones de los entes de control y abrieron la posibilidad de un proyecto para crear una única marca de ciudad como ya ocurre en Bogotá.

El concejal Eduard Toro, indicó que este tipo de hechos ratifican que de manera urgente se debería crear un proyecto para la apropiación de la marca de ciudad y lamentó que desde la Alcaldía  se haya dicho un “cuento reforzado” frente a la modificación.

“Lo que da más tristeza es ver que el Gerente de la Gestora Urbana sale a decir mentiras, dice ‘no fuimos, no sabemos quienes fueron’, manifiesta que las modificaciones hechas a los letreros obedecen a actos desarrollados por personas ajenas, como Concejal de Ibagué denunciaré ante la Fiscalía General estos hechos y vamos a solicitar una copia de las cámaras de seguridad”, dijo Toro.

Y agregó: “Este letrero no solo fue pintado sino modificado y nadie se dio cuenta, no se dio cuenta la Policía, las autoridades, ni los ciudadanos del común, pero cuando un grupo de artistas fue a cantar en la pandemia porque estaba buscando recursos de una vez las Policía los retiró”.

El concejal Brayam Escandón como miembro del partido Conservador indicó, que son un partido que respeta los lineamientos de lo legal e indicó que más que llevar un color llevan procesos de inclusión de los diferentes partidos, además desvirtuó que tal iniciativa venga del alcalde Andrés Hurtado.

“Si esto fue vandalismo o un privado se tiene que llevar ante los entes disciplinarios, además que son bienes de la Administración, pero estoy seguro que nuestro Alcalde en ningún momento tomó la determinación de hacer esto”, dijo Escandón. 

El corporado Miguel Bermúdez señaló, “este tema me da la oportunidad de ratificar que en Ibagué debe crearse la marca de ciudad estandarizada y única y desaparecer desde el marco legal la viabilidad de que los mandatarios de turno lleguen a destinar miles de millones a intentar perpetuar su nombre y marca (...) rechazo que se atente contra la identidad cultural de la ciudad, los recursos y los colores de nuestra bandera”.

El concejal Javier Mora, también sentó el precedente para se discuta la posible creación de la marca ciudad y aseguró que es una idea pertinente.

“Cada cuatro años estamos sufriendo la inversión de nuestros recursos en la imagen institucional de la Administración de turno que muchas veces con rasgos autoritarios desconocen colores y símbolos propios (...) Con otros compañeros hemos conversado para poder presentar un acuerdo”, sostuvo Mora.

El concejal Julián Serna, indicó que es importante conocer a los responsables, pero indicó que los ibaguereños deben enfocarse en la terminación de la infraestructura de la ciudad, “debemos enfocarnos más en el progreso de la ciudad y en que todos trabajemos de la mano para sacar adelante proyectos de ciudad”.

Redacción Ibagué

Comentarios