Nueva reglamentación sobre el uso del casco en Ibagué

Crédito: Jorge Cuéllar / EL NUEVO DÍA
La nueva resolución no quiere decir que los motociclistas tengan que cambiar su actual casco de protección, pero sí se recomienda hacer el cambio cuando este haya sufrido golpes considerables.
La resolución nacional que busca reducir las muertes y lesiones de gravedad que involucran a usuarios de motocicletas, comenzará a regir desde el próximo 23 de enero y establece tres condiciones esenciales para el uso de los cascos.
PUBLICIDAD

 

La Secretaría de Movilidad de Ibagué, tras sostener un encuentro con el Ministerio de Transporte, empezará a implementar una nueva reglamentación sobre el correcto uso del casco para los motociclistas. La principal razón es la alta accidentabilidad de los moteros, que se lesionan en mayor medida por llevar el casco sobre la frente y no totalmente inmerso en la cabeza.

“La nueva reglamentación se establece por los múltiples accidentes que están ocurriendo a nivel nacional, en donde desafortunadamente la mayoría de nuestros motociclistas han hecho un uso inadecuado del casco. Lo que se ha evidenciado por parte del Ministerio es que el casco no lo llevan inmerso dentro de la cabeza ni abrochado, y en muchos casos las hebillas están en mal estado”, explicó indicó César Fabián Yáñez, jefe de la dependencia.

El funcionario hizo la claridad de que los motociclistas podrán seguir utilizando cascos abatibles y abiertos, pero las hebillas y las correas tienen que estar en buen estado. La cabeza del conductor debe estar dentro del casco, “que ojalá corresponda a la talla de la persona”.

La resolución señala que no se podrán portar dispositivos móviles de comunicación o teléfonos que se interpongan entre la cabeza y el casco, excepto si son utilizados con accesorios o equipos auxiliares que permitan tener las manos libres.

Quien infrinja esta normativa, podrá ser sancionado con una multa tipo C, que aproximadamente equivale a 440 mil pesos.

Según informó Yáñez, los agentes de tránsito de la ciudad ya fueron capacitados para sancionar esta infracción que empezará a regir a partir del 23 de enero de 2021.

“No estamos diciendo que se tiene que cambiar el casco, hay una diferencia entre lo que es la resolución de la utilización del casco y la otra que es para la venta de este producto. Las tiendas tienen que estar certificadas y regirse por la normatividad correspondiente, pero esa regulación es un trabajo que hace otra entidad”, finalizó el Secretario.

 

DATO

En la resolución se habla de una ‘triada’, que es la aliada de los motociclistas al usar el casco: calidad, talla y uso correcto.

 

 

EL NUEVO DÍA

Comentarios