70% del alcantarillado en Ibagué ya cumplió su vida útil

Crédito: Archivo – EL NUEVO DÍALas denuncias por daños en el alcantarillado en los barrios son frecuentes.
El alcalde de Ibagué y el gerente del Ibal dialogaron con EL NUEVO DÍA sobre los trabajos que se adelantan con el Plan Maestro de Alcantarillado y sobre el plan de tratamiento de aguas residuales.
PUBLICIDAD

De 976 kilómetros de red de alcantarillado, el 70 u 80 por ciento debe de reponerse en Ibagué, debido a que ya cumplió su vida útil, está en mal estado y por ende es necesario cambiar.

En diálogo con el gerente del Instituto Ibaguereño de Acueducto y Alcantarillado (Ibal), José Rodrigo Herrera Mejía, aseguró que dentro de las prioridades a invertir está el Plan de Maestro de Alcantarillado, y se realiza una consultoría para determinar todo el tema de vertimiento de aguas.

Expuso que se desarrolla una consultoría para determinar los temas de vertimiento, con la Edat y entregar 30 kilómetros de diseño de conectores y luego de tener el dinero, arrancar la contratación y hacer el saneamiento básico de la ciudad. 

De esta, Mirolindo y Picaleña están excluidos, debido a que la consultoría la ejecutan Reino Unido y Findeter, y luego se integrará esta zona de expansión de la ciudad y así definir los puntos dónde se ubicarían las plantas de tratamiento. 

“Este convenio con Reino Unido, es una consultoría para proyectar la ciudad y con el fin de recoger las aguas residuales y poderlas ubicar dentro de los tres puntos que se tienen en estos momentos pensados, que serían El País, El Escobal y La Honda a un futuro. 

“Dentro de estos diseños está también el colector emisario final, que llevaría las aguas residuales a estos puntos de tratamiento”, explicó Herrera Mejía.

En Ibagué existen tres Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales, Ptar, donde se tratan 200 litros por segundo, un 12 o 10%, y el resto va a las fuentes hídricas a contaminar, sin contar lo que se desecha de asentamientos.

Por ello, según lo informado, se trabaja con Cortolima y el Ibal para construir una planta de tratamiento en El Escobal, que trate por lo menos mil litros de agua por segundo, obra que puede costar 250 mil millones de pesos.

El alcalde Andrés Fabián Hurtado se refirió a esta planta, y añadió que aunque ya está establecido el lugar en El Escobal, la Secretaría de Planeación busca cómo trasladarla más abajo, debido a que por esta zona se expande la ciudad y en un futuro quedaría dentro de la ciudad.

“Queremos proyectar la ciudad para los próximos años y dejar de trasladar ese problema. Hace unos años, planteó el gobierno anterior, una planta de tratamiento y no lo hicieron. Pero sí se le cobró a los usuarios en la factura, y a nosotros nos corresponde hacerla y por eso las multas con Cortolima.

“Nos trasladaron todos los compromisos para este gobierno, eso impacta muy fuerte a la empresa y trabajamos en la solución, y como avanzar en el Plan de saneamiento y manejo de vertimientos que vamos a actualizar al Ibal y tener un plan para recoger esas aguas residuales”, indicó el alcalde Hurtado.

 

DATO

En Ibagué están ubicadas las tres plantas de tratamiento de aguas residuales en La Pola, Comfenalco y El Tejar.

 
Redacción Ibagué.

Comentarios