Presencia del Ejército en Villarrica sería por exploración

Presencia del Ejército en Villarrica sería por exploración
Con el paso de los días la preocupación crece en las poblaciones del oriente, pues cada vez se estarían acercando más los procesos de exploración en el Bosque de Galilea.
SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA
Las unidades militares estarían acampando hace dos semanas en la zona.
Foto: SUMINISTRADA - EL NUEVO DÍA
18 Jul 2018 - 3:01am

Habitantes de Villarrica y Dolores emitieron una voz de alerta ante la posible llegada de una empresa petrolera al área del Bosque de Galilea, intervención que se estaría adelantando con el apoyo del Ejército nacional.

Según pudo conocer EL NUEVO DÍA, los días 5 y 6 de julio llegaron unidades militares a acampar en la zona y aunque se pensó que era por cuestiones de seguridad, llamó la atención que están ubicados en áreas que conducen al bosque como son la vereda Galilea en Villarrica y por El Piñal, San Andrés y Los Mangos, en jurisdicción de Dolores.

Además de ello, hicieron actividades de despeje de caminos para facilitar el acceso.

Estos hechos generaron sentimientos de desconsuelo y de sorpresa, pues a pesar del movimiento ambiental que se creó en el oriente del Tolima, para hacer una oposición social a cualquier interés petrolero y sentar una voz en contra, dichas acciones estarían siendo totalmente ignoradas.

Lo que se escucha en la zona, es que la multinacional Petrobras Internactional Braspetro B.V. - sucursal Colombia, es la interesada en empezar a adelantar actividades de exploración con el apoyo de Interoil.

“Nosotros no queremos ninguna intervención de esas”, comentó uno de los residentes de la zona.

Pero, al parecer, poco a poco la petrolera ha logrado convencer a algunos habitantes de que esta intervención petrolera es el “progreso de las regiones”, igualmente, ya se contrató personal para adelantar labores de carga.

Protección ambiental

Desde hace años las comunidades de Dolores, Villarrica, Prado, Cunday e Icononzo, se unieron para adelantar un movimiento ambiental que busca impedir la intervención petrolera en un bosque que es considerado un patrimonio ambiental y corredor de fauna.

Para definir la riqueza ambiental de la zona Cortolima junto a la Universidad del Tolima, adelantan la actualización de la caracterización ambiental de las 33 mil hectáreas que conforman el Bosque de Galilea.

Una vez se tengan los resultados se solicitará que los consejos directivos de Cortolima y la CAR de Cundinamarca hagan una declaratoria de reserva.

Entre los avances que arrojó el estudio es el hallazgo de una palma que es propia del ecosistema amazónico, lo que demostraría que Galilea es un corredor de fauna.

Publicada por
XIMENA VILLALBA C.