Continúa la emergencia forestal en Carmen de Apicalá y San Luis

TOMADA DEL TWITTER DNBOMBEROSCOL - EL NUEVO DÍA
Pasados cuatro días, en Carmen de Apicalá los bomberos voluntarios siguen luchando para extinguir el incendio forestal que se registra en el sector La Chana; según el comandante del organismo de socorro, Henry Morales, hasta ayer se contabilizaba 250 hectáreas de bosque incineradas.

“Ha afectado las veredas Siberia, Chana y Peñón Blanco. El miércoles se hicieron cinco descargas (de agua) con el apoyo aéreo. Hay dificultades por el viento para poder realizarlas”, explicó Morales.

El hecho ya dejó daños en varias fuentes hídricas, entre ellas la quebrada La Chana, encargados de abastecer las tres veredas mencionadas anteriormente.

Tras varias horas de intento para apaciguar las llamas, los bomberos informaron en la noche de ayer, que no se pudo controlar, por lo que se decidió retirar a los hombres del sitio.

Entre las pérdidas se cuenta cobertura vegetal, rastrojos y varios cultivos. En la emergencia trabajaron 13 unidades de Carmen de Apicalá y siete bomberos de la Brigada Forestal de Cortolima. Hoy se seguirá trabajando en la emergencia.

Mientras en San Luis, la conflagración que inició el lunes en la vereda Gausimitos siguió extinguiéndose, “ya se nos pasó para otra vereda que se llama Campoalegre y están en peligro algunas casas”, contó Fredy Arnulfo Arciniegas, subcomandante del cuerpo de Bomberos Voluntarios de San Luis.

Agregó que este jueves en la mañana solicitó apoyo aéreo, pero no fue posible obtener una respuesta debido a que la ayuda está concentrada en Carmen de Apicalá. Por ahora, la alternativa es solicitar a la Secretaría de Ambiente y Gestión del Riesgo del Tolima refuerzo humano.

EL NUEVO DÍA

Comentarios