Indignación en Mariquita por presunta negligencia médica

La muerte de un bebé de dos meses conmocionó a la comunidad mariquiteña, que expresó su gran descontento por la gerencia actual del Hospital San José.
PUBLICIDAD

Con una velatón desarrollada en frente del centro hospitalario San José, que congregó a decenas de personas, se rechazó el modo como es prestada la atención médica de la entidad.

De esta manera, la comunidad expresó su apoyo a Lisa Arias y Alejandro Pedraza, padres del menor de dos años que ingresó al Hospital con fiebre sobre la noche del viernes, y posteriormente a la atención médica, falleció.

“Fuimos pacíficamente y hubo mucha gente, fue una convocatoria que se hizo en menos de dos horas porque la verdad Mariquita se unió para decirle al Gerente de este Hospital que no queremos más abusos, despertamos. Con esto queríamos decirle a los papás del bebé que esperen la justicia, eso es lo que queremos que se aclare y digan la verdad”, afirmó Gloria Gaitán, organizadora de la velatón.

En los hechos relatados por la madre del menor, para un medio de comunicación local, comentó que el bebé llegó solo con fiebre y que la doctora a cargo le ordenó suministrarle dipirona.

“Duramos casi media hora para que me le dieran el medicamento después de que ella (la médico) lo solicitó. (...) Se los pusieron y me dejaron en la sala de espera. Al rato la enfermera me pasó para la habitación, me fui a darle el ‘teterito’ a mi hijo, le saqué los gases y lo estaba consintiendo cuando el niño comenzó a gritar y lloraba, inició a convulsionar y se lo llevaron para la sala de reanimación”, relató Arias.

Por otro lado, el padre del menor contó que nadie de los encargados de la atención prestada al bebé salió a explicarle la situación. “Cuántas muertes tienen que haber para que nosotros podamos decir que tenemos un hospital justo donde traer a nuestros niños. Mi bebé venía por una fiebre que no era de más de 38°”, enfatizó.

El descontento por la administración del Hospital también se ha evidenciado en la Alcaldía del Municipio, según Juan Carlos Castaño, mandatario local, Mauricio Salazar, gerente del centro médico, no ha asistido a dos oportunidades en las que ha sido citado por él.

“La inconformidad de la gente viene de todo el periodo del actual Gerente, de hecho él no ha puesto la cara a la Alcaldía en este inicio de periodo y excusa su asistencia; y prácticamente anoche fue la gota que rebosó la copa en la comunidad”, afirmó Castaño.

 

Investigación

El mandatario refirió que el trabajo de la Alcaldía en este caso es hacer la investigación administrativa, en coordinación con la Secretaría de Salud del Departamento y así establecer los detalles del fallecimiento del menor.

Resaltó que en esta se tendrá que determinar si hubo o no adherencia de las vías de práctica clínica.

“Si se llega a evidenciar que no hay adherencia a las vías de práctica clínica por parte del personal médico, y que por ejemplo, se pudo evidenciar un error de diagnóstico o una mala praxis, lo que habría que hacer es que la entidad inicie un proceso de reinducción de su personal”.

También destacó que se hará apoyo psicosocial a la familia en todo el proceso.

“Hoy se desplazará una comisión de sicólogas a la vereda La Escamilla, para entrevistar a la familia y hacer acompañamiento”.

 

Pronunciamiento del Hospital

Por su parte el Hospital San José emitió un comunicado firmado por Mario Yepes Arango, coordinador médico, en el que se afirma que la atención se brindó en los términos establecidos por la normatividad Triage 2.

Que en reunión hecha con el Icbf, concejales del Municipio, la Policía de Infancia y Adolescencia, funcionarios del hospital y los familiares del bebé, se acordó que los hechos serán sujeto de investigación por las entidades competentes.

Y subrayó que la misma entidad médica solicitó que la Fiscalía General de la Nación y Medicina Legal investiguen y esclarezcan las causas del deceso.

 

Dato

La necropsia fue llevada a cabo ayer en Honda. Y posteriormente fue el sepelio.

REDACCIÓN TOLIMA

Comentarios