Sindicatos tolimenses se unieron a marcha nacional

Crédito: Jorge Cuéllar / EL NUEVO DÍA Por las principales calles de la ciudad, los protestantes explicaron una vez más porqué persisten en las movilizaciones que se iniciaron en noviembre.
Representantes de la CUT en el departamento indicaron que es necesario establecer una negociación y no ‘charlas’ sobre las peticiones que apuntan a dar soluciones a marcadas problemáticas sociales en el país.
PUBLICIDAD

En el segundo día de paro de 48 horas convocado por la Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación, Fecode, se adelantaron diferentes movilizaciones a nivel nacional, protestas pacíficas que tuvieron como principales objetivos expresar el rechazo a los asesinatos de líderes sociales y a las amenazas que reciben recurrentemente aquellas personas que trabajan en pro de los derechos.

Álvaro Vargas, fiscal de la Central Unitaria de Trabajadores, CUT, seccional Tolima dijo que una vez más se hace un llamado al Gobierno nacional para que “por fin se siente a negociar con los dirigentes del paro nacional, porque naturalmente no vamos a admitir las conversaciones ni las charlas, queremos que se busquen cosas objetivas y concretas en la resolución a las necesidades básicas e insatisfechas del pueblo”. 

La marcha que congregó a centenares de maestros inició en la Casa del Maestro de la capital musical, desde allí jóvenes, adultos y pensionados se dirigieron hacia la carrera Quinta, para expresar arengas en contra de las recientes decisiones y propuestas del gobierno de Iván Duque. 

A la jornada, que sería un anticipo de un gran paro nacional programado para el 25 de marzo, se unieron movimientos ambientalistas,  estudiantes del Sena y de la Universidad del Tolima, madres comunitarias, la Confederación de Trabajadores de Colombia, CTC, entre otros sectores. 

..
Municipios en asamblea 

Durante este día, los profesores de las poblaciones y zonas rurales adelantaron asambleas para analizar la reforma laboral y pensional, al igual que, las propuestas que hay para las cajas de compensación familiar.

“En Líbano, Chaparral y Espinal, hubo concentraciones y movilizaciones cortas, que son expresiones de los educadores y otras organizaciones sindicales”, contó Vargas. 

Al preguntarle, que se ha logrado de todo este proceso que inició en noviembre de 2019, el integrante de la CUT, recordó que se tiene una agenda que incluye el retiro del proyecto de ley de reforma tributaria en el Congreso, “que hoy se llama ley de financiamiento o de crecimiento, también, la derogatoria inmediata del decreto 2111 de 2019 sobre el holding financiero, la estabilidad laboral reforzada, la disolución del Esmad y depuración de la Policía nacional, son 13 puntos que no han sido resueltos”, explicó el sindical. 

Ante la falta de acuerdos, las diferentes organizaciones sociales se alistan para el 25 de marzo y aclaran que aunque no se oponen a la propuesta de paro de otros sectores de la sociedad el 13 de marzo, no participarán en ella. 

“No estamos por esa vía, estamos por la del 25 (de marzo) como  miembros de la Central Unitaria de Trabajadores CUT, CTC, CGT, Movimiento Estudiantil y todas las demás organizaciones”.

Por su parte, Efraín Sánchez Pinilla, vicepresidente de la CUT comentó que el Gobierno tiene una oportunidad de negociación durante un mes, de lo contrario “iríamos a un paro indefinido, se sentiría la voz, no de los trabajadores, no de los sindicatos, sino de todos los colombianos”. 

Agregó que los anuncios parecen salidos “de los cuentos de Gabriel García Márquez, una reforma pensional para trabajar por horas, si normalmente no nos pensionamos los viejitos que laboramos ocho y diez horas, mucho menos el que lo va a hacer por menos tiempo, es algo utópico”, expresó. 

0.

 

Destacado

En este espacio se recordó el atentado del que fue víctima Carlos Rivas expresidente y actual ejecutivo de Fecode a comienzos de este mes y el asesinato de una maestra en Arauca.

Dato 

El secretario  de Gobierno de Ibagué, Carlos Portela entregó un balance positivo de la movilización e indicó que marcharon cerca de 900 ciudadanos. 

 

EL NUEVO DÍA

Comentarios