Pescadores de Honda confían en que temporada de ‘mitaca’ alivie su situación

Crédito: Suministrada - EL NUEVO DÍA
Pescadores de Honda contaron sobre las dificultades por las que han atravesado como consecuencia de la pandemia. Así mismo, afirmaron que están a la espera de la llegada una ‘mitaca’ entre agosto y septiembre, y que le siguen apostando a la creación de la Casa del Pescador en el tradicional barrio Caracolí.
PUBLICIDAD

Los pescadores de Honda, unos 300 agremiados y un sinnúmero de no agremiados, están saliendo a flote pese a las dificultades relacionadas con la disminución de la pesca y las restricciones de la pandemia.

Raúl Rondón, vicepresidente de la Federación de Pescadores Artesanales del centro y alto Magdalena y representante legal de la Asociación de Pescadores Independientes, Asopein, dijo que la situación de los pescadores viene siendo crítica desde años atrás debido a los bajos niveles del río Magadalena.

“El nivel del río sube y baja constantemente y para el pescador es muy difícil tener algo de seguridad. Hace unos dos meses estuvimos en una situación muy difícil, pero en las últimas semanas ha mejorado un poco.

Los pescadores, por pertenecer al sector comercializador de alimentos, no se vieron restringidos para trabajar, pero sus ventas sí bajaron considerablemente.

“La pandemia ha hecho que los compradores sean mucho menos que los que normalmente son. El poco pescado que se saca del río lo tuvimos que consumir los mismos pescadores. Por eso el precio del pescado bajó demasiado”, agregó.

Los pescadores están a la espera de un aumento en el volumen del pescado que se da normalmente sobre estas fechas, y que ellos llaman la ‘mitaca’. Según dicen, sería un pequeño alivio en medio de su complicada situación.

“Entre agosto y septiembre llega la ‘mitaca’, eso es lo que esperamos porque sería una ayuda para nosotros en estos momentos. Si hay pescado la gente lo compra y poco a poco se irá abriendo más y más el comercio y esperamos volver a cierta normalidad”, afirmó Raúl Rondón.

El sueño de un cultivo propio

Según Raúl, los pescadores de Honda tienen un sueño de aquí a dos años, el cual consiste en lograr conformar un cultivo propio.

“Queremos tener la forma de poder cultivar nosotros mismos. Sería no un cultivo privado, sino sobre el mismo río y para el beneficio de todos. Repoblar el río, por decir algo, de bocachico y así poder dejar descansar el río uno o dos meses”, agregó.

Para poder lograr esa meta están trabajando, aún en medio de la pandemia, en la formalización de todos los pescadores.

La Casa del Pescador

Con la ayuda de la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca (Aunap) los pescadores de Honda le están apostando a la creación de la Casa del Pescador, un proyecto que entregaría elementos como un fabricador de hielo en salmuera, vitrinas exhibidoras, dos congeladores con paneles solares, neveras iglú y unas lanchas para promover el turismo.

“Esperamos que sea un centro que muestre todas las funciones que tiene el pescador en Honda. Tenemos 9 lanchas que queremos utilizar para el transporte de turismo y de carga. Queremos que los pescadores mayores le enseñen a los visitantes sobre sus experiencias”, finalizó Raúl Rondón.

Dato

En Honda hay 300 pescadores agrupados en la Asociación de Pescadores Independientes, así como 50 más en otras agrupaciones y unas mil personas que no están ni formalizadas ni carnetizadas.

EL NUEVO DÍA

Comentarios