Con plantón campesinos de Fresno expresaron desacuerdo con desalojo

Crédito: Suministrada - EL NUEVO DÍA
A través de redes sociales Norberto Grajales un agricultor de Fresno, dio a conocer que su predio Los Nogales ubicado en la vereda Piedra Grande, está en lista de remate por parte del Juzgado Civil del Circuito del Municipio, debido a que por dificultades económicas no pudo cumplir con los pagos respectivos a una entidad financiera.
PUBLICIDAD

“Le pido el favor al Gobierno, al Juzgado que tenga piedad de mí, que pongan cuidado el daño tan grande que me van hacer. Ya que me hicieron el mismo trabajo por otra finca, perdí mucha plata y quedé endeudado”. El hombre agregó, que en su propiedad tiene varias personas empleadas, por lo que el remate terminará afectando a distintas familias.

El proceso de remate estaba programado para ayer a las 8 a.m., lo que originó que un grupo de ciudadanos adelantara un plantón frente al Juzgado, para que suspendiera el desalojo, mientras se discute en el Congreso de la República la aprobación del proyecto de Ley 143 de 2020 de la Cámara de Representantes, mediante el cual se busca mejorar las condiciones de los pequeños y medianos productores del campo.

Absalom Arias, coordinador de la Red de Veedurías Ciudadanas de Fresno y defensor de derechos humanos, mencionó que este caso es uno de varios que viene acompañando y que se replica por todo el país, lo que originó un reclamo al Gobierno nacional desde diferentes sectores para que se cree “un proyecto de Ley para que se condonen las deudas del campesinado”.

Recordó que a pesar de que existe la Ley Finagro que señala que cuando el agricultor tiene situaciones de fuerza mayor como pérdidas de cultivos por cambios climáticos, se tendría derecho a las condonaciones, “sin embargo, los bancos nunca aplican esto, simplemente les interesa que usted pague, si no los sacan, no les importa que quede una familia sin derecho a la vivienda, sin derecho al trabajo, a la educación o a la salud, eso es lo que estamos viviendo en Fresno con el Juzgado Civil del Circuito por servicio de Bancolombia”, explicó Arias.

A la compleja situación se le sumaría que los avalúos de los predios a rematar quedan a un valor “muy por debajo de los precios comerciales”, lo que genera la inquietud de conocer si detrás de ello hay otros intereses, comentó el veedor.

Y agregó que es lamentable, que mientras los campesinos encargados de producir el 70% de la comida para Colombia, los bancos, los juzgados y el Gobierno nacional, se mantienen en total indiferencia.

En cuanto al plantón “le pedimos a los organismos judiciales que por favor los avalúos sean justos y frene esos remates, porque este es el inicio de una cascada de atropellos contra el campesinado”.

EL NUEVO DÍA

Comentarios