Logros, lecciones y pendientes del primer año de Ricardo Orozco

Crédito: ARCHIVO - EL NUEVO DÍARicardo Orozco, gobernador del Tolima.
En entrevista, el Gobernador explicó cuáles han sido los frentes de inversión, habló de su relación con Óscar Barreto, reprochó la indisciplina social en pandemia y dijo que tiene el propósito de iniciar la construcción de la avenida 13.
PUBLICIDAD

Creo que nadie puede discutirle que en su Administración se ha fortalecido la red pública de salud. En síntesis, ¿qué se ha hecho?

Hemos avanzado mucho. De forma articulada con el Gobierno nacional y la Secretaría de Salud, abrimos el hospital Federico Lleras Acosta sede Limonar con la dotación y la remodelación del segundo, tercer y cuarto piso, y estamos trabajando en la habilitación de los pisos quinto, sexto y séptimo. Aunando esfuerzos, se logró llegar a 178 camas en hospitales públicos, creciendo en un 400%.

Vamos a adquirir el equipo de hemodinamia, ya inauguramos la nueva unidad renal, le apuntamos a la prestación del servicio de terapia Ecmo, tendremos la unidad oncológica para niños, trabajamos en el proyecto de medicina nuclear y compraremos el acelerador lineal. Busco llevar la salud del Tolima al alto nivel de complejidad en pro de los tolimenses de a pie.

¿Qué  otros logros ha alcanzado en este primer año de Gobierno?

Fuera de la salud, está la educación. En Tolima, como en otros departamentos, tomamos la decisión de garantizar la gratuidad de la matrícula universitaria para el segundo semestre de 2020, pero, con el fin de generar unos procesos sociales importantes, haremos un esfuerzo financiero grande para extender el beneficio para estudiantes de estratos Uno y Dos de la Universidad del Tolima, el Itfip y el Conservatorio hasta el 31 de diciembre de 2023. Como sé que los procesos se truncan al terminar un periodo, finalizando 2021 presentaremos la política pública de educación a la Asamblea para que los próximos gobiernos mantengan la gratuidad.

¿Cuál será su principal apuesta para el próximo año?

El 2021 se tiene que jugar de una manera inteligente: no solo seguir fortaleciendo la salud, sino generar procesos que dinamicen la economía, por eso tendremos una apuesta muy fuerte desde el turismo, la productividad, la comercialización y la inversión en infraestructura pública, que será fundamental para la reactivación. Así mismo, a través de la API (Agencia de Promoción de Inversión), la Alcaldía y la Comisión de Competitividad vamos a mirar cómo traemos procesos de inversión en industria.

En su primer año de creada, ¿qué labor ha cumplido la Secretaría de la Mujer?

Tenemos dos procesos importantes: primero, trabajar en proyectos productivos, y segundo, capacitar sobre toda la estructura del Estado para que las mujeres entren a ser parte fundamental de la democracia de este departamento. Otro tema importante es que estamos trabajando en el establecimiento de varias casas de la Mujer en algunos municipios, entre ellos Chaparral, Líbano y Melgar. En Ibagué esperamos inaugurar la primera o segunda semana de enero la Casa de la Mujer, que consiguió vicepresidenta Marta Lucía Ramírez con el concurso de la senadora Ana Paola Agudelo.

Ahora que se aplazó el Sudamericano Sub-20, la Gobernación tendrá un compás de espera para la adquisición de la pantalla gigante y el sonido del estadio Manuel Murillo Toro. ¿En qué va eso?

La Gobernación está nuevamente en el proceso de hacer la contratación y el Alcalde está haciendo todas las remodelaciones y adecuaciones pertinentes para dejar el Manuel Murillo Toro al nivel de los mejores estadios del mundo. Y su pregunta me da pie para decir que el Departamento y el Municipio entregaremos en 2022 todos los escenarios deportivos, de los cuales vamos a construir el complejo acuático del Parque Deportivo, por $24.000 millones, y el Coliseo Menor, por $13.000 millones. Por eso, en un mensaje de reivindicación ante el país, tenemos de un pelo que podamos tener participación con unas disciplinas en los próximos Juegos Nacionales 2023 gracias a la llegada del Tolima a la RAP Eje Cafetero.

¿En qué se avanzó durante este año en el desarrollo del agro tolimense?

Estamos trabajando con el Ministerio para tener una planta de almacenamiento y secado de maíz en Valle de San Juan, avanzamos en un tema de agroindustrialización para permitir la  transformación del aguacate y el plátano, trabajamos en un proyecto de ciencia y tecnología para la segunda fase de cafés especiales que tendría un costo de $12.800 millones, vamos a trabajar un proyecto importante de la huella de ozono en ganadería y, obviamente, todo el plan de abastecimiento no solo hacia Bogotá sino al Eje Cafetero y el Valle, para minimizar la intermediación entre el productor y el consumidor.

Un reto importante es certificar el mayor número posible de fincas que producen aguacate hass.

¿Cómo vio la oposición este año en la Asamblea?

Soy muy respetuoso de la Asamblea y, por supuesto, de las posiciones contrarias al Gobierno, porque enriquecen y hacen reflexionar. El ejercicio de la oposición despierta los gobiernos y sus funcionarios. A veces uno puede estar equivocado y esas posiciones lo hacen redireccionar cosas desde el Gobierno departamental.

 

Su relación con el exgobernador

¿Qué piensa de que el exgobernador Óscar Barreto lo considera su héroe?

Más que cualquier cosa, Óscar es mi amigo. Nos criamos de niños en el Cañón del Combeima. Es como cuando un padre ve a un hijo y quiere que haga las cosas bien. La formación que tuve al lado de Óscar Barreto como diputado, secretario del despacho y amigo me permite hacer las cosas de manera tranquila, calmada y con visión de desarrollo. Creo que para Óscar debe ser muy gratificante ver que alguien que se formó con él hace las cosas bien y, por qué no, puede hacerlo mejor.

¿Qué consejo del exgobernador Barreto le ha servido específicamente en este año de mandato ?

Creo que actuar sin emociones, no tomar decisiones apresuradas y tener un contacto muy directo con la gente, que es algo que él me reconoce y siempre he hecho. Hace varios meses me dijo: ‘Usted es un hombre que le llega mucho más fácil a la gente’. Los gobiernos exitosos, en mi concepto, son los que escuchan a la gente para darle soluciones.

¿Qué siente cuando se refieren  al exgobernador Barreto como el ‘altísimo’?

Hay sectores con intereses políticos que siempre tratan de dividir. No es la primera vez que pasa en la política del Tolima. Debemos generar unidad en vez de confrontaciones y peleas que solo le han quitado procesos de desarrollo y modernización a los tolimenses. En mi  gobierno propendo por tener la unidad de los sectores políticos para que nos acompañen a sacar este departamento. Quiero felicitar a los seis congresistas y dos senadores que nos han acompañado en esa tarea.

¿Qué opinión tiene sobre la uniformidad que se le ha dado a algunos escenarios de Ibagué con azul metileno? ¿Será que alguien intenta congraciarse con ustedes?

No sé el origen de eso. La ciudad está en mora de establecer unos colores definitivos para cualquier evento o publicidad. Por supuesto, creo que esos colores deben ser los de la bandera de Ibagué, así como el vinotinto y oro son los colores del Tolima. Ese es un tema mínimo que lo han agrandado cuando Ibagué tiene problemas tan grandes y tan de fondo más que un letrero azul o rojo.

 

Garantías electorales

Cómo gobernador, el próximo año tiene que darle garantías a todos los candidatos y ya se empieza a escuchar comentarios sobre las aspiraciones de los primos Óscar y Miguel Barreto. ¿Cómo va a actuar en ese escenario?

Esto es una corrida de toros: unos están en la arena y otros, como yo, están en la gradería. Le he dicho a mis funcionarios que deben dar garantías y el que se meta en procesos políticos, yo mismo lo voy a denunciar. Sería catastrófico para el Tolima que perdiera el rumbo del desarrollo por un evento político. Los candidatos librarán su debate allá.

¿Por qué ha excluido de los discursos y actividades al senador Miguel Barreto?

Siempre he tenido una buena relación con Miguel Ángel Barreto. El hecho de que haya tomado una decisión, que es de otra índole, no significa que no le reconozca su gestión y trabajo como senador. Nunca lo he excluido.

Habiendo pasado estos meses de pandemia, ¿cree que si era el momento de llegar a ser Gobernador?

Creo que Dios me puso acá para resolver temas y tomar decisiones acertadas como fortalecer la salud, nivelar las fuerzas político-administrativas y tratar de acabar con ese sectarismo. Para mí ha sido el mejor momento y oportunidad. Las grandes crisis siempre han generado grandes procesos de desarrollo e innovación.

¿Por qué ha dicho que es histórico el uso de las regalías de Ocad de Ciencia y Tecnología?

Porque este año sacamos toda la plata que tenía el Tolima en ese ocad: $4.300 millones para el Laboratorio de Salud Pública, $8.254 millones para la transferencia de tecnología y conocimiento en huertas agroecológicas como un mecanismo de seguridad alimentaria, y $7.057 millones para garantizar la conectividad de estudiantes de secundaria de zonas rurales. Es la primera vez que el Tolima, en un solo año, saca cerca de $20.000 millones para ciencia y tecnología.

¿Cuál es la realidad del reclutamiento forzado de menores en el Tolima?

En Tolima tenemos tres casos reportados de reclutamiento forzoso en menores de edad, pero todos fueron recuperados nuevamente a la sociedad. Entre 2018 y 2019, la Defensoría del Pueblo emitió cinco alertas tempranas sobre este fenómeno, pero es importante acotar que entre Cauca, Huila y Tolima, nuestro departamento es el que menos problema tiene por reclutamiento y orden público, porque estamos haciendo monitoreo en todo momento.

¿Se está atendiendo realmente el abuso sexual de menores? ¿Qué dificultad está viendo?

Le di una instrucción clara los secretarios del Interior y de Salud para que adelanten el  inventario y el diagnóstico de los casos de abuso sexual, violaciones y maltrato a menores y mayores de edad en el Tolima. Nos preocupa Ibagué, Coyaima, Purificación y Prado, por eso vamos a apretar tuercas. Si tengo que denunciar a funcionarios por omisión a la protección de los derechos de los niños, lo voy a hacer.

Algunos de los casos más aberrantes de maltrato animal en el Tolima se han conocido en los últimos días. ¿Cómo piensa actuar la Gobernación?

Resolver problemas en lo público significa un gasto presupuestal. Vamos a comprar una unidad móvil que se llamará Martina, en honor a la vaca que se rodó y falleció, para adelantar jornadas de esterilización y atención de la población animal. Estoy revisando la viabilidad jurídica para hacer un convenio con la Clínica Veterinaria de la Universidad del Tolima para que las mascotas de ciudadanos de escasos recursos puedan acceder al servicio. Vamos a hacer una vigilancia general a los procesos de protección animal para que los alcaldes controlen los animalitos en condición de calle. Vamos a sensibilizar a los alcaldes para que nos acompañen en estos procesos.

 

‘Aumento de casos es por indisciplina social’

¿A qué se debe que después de haber sido reconocidos por el Ministerio de Salud en el manejo del covid-19, ahora estemos al borde del colapso?

Es la indisciplina social. La gente pensó que el Covid-19 se fue y entendió que ya no había problema con la llegada de una vacuna. El 19 de diciembre, por ejemplo, las discotecas y los sitios de recreación nocturnos estaban abarrotados y la Tercera está totalmente llena. La indisciplina social ha marcado un escenario de propagación en el Tolima y Colombia.

Más allá del horario de toque de queda como está hoy, ¿ha pensado en volver a encerrar a los tolimenses?

Uno en lo público debe estar abierto a tomar decisiones, bien sea para flexibilizar las medidas o endurecerlas. Nada está descartado y cualquier decisión, dependiendo si se complica, nos tocará tomarla. Hemos dado instrucciones claras a la Fuerza Pública de hacer controles, pero la responsabilidad en un 80% es de la gente. Si no se cuidan y no hacen caso, desafortunadamente, así saquemos decretos y aumentemos las camas de cuidados intensivos, esto va a colapsar.

El Presidente de Fenalco dijo que las medidas restrictivas como las que ha tomado usted son muestra de la incapacidad de los mandatarios para controlar a la ciudadanía en pandemia. ¿Qué le responde?

Respeto mucho al Presidente de Fenalco e incluso, si fuera él, hubiera sido más agresivo. Esa es su función y la mía es seguir un mandato ciudadano y constitucional para actuar de manera integral por el Tolima. Tomo decisiones con base en la información que me da el Comité Departamental de Gestión del Riesgo y el equipo médico-científico del hospital Federico Lleras para proteger la vida de los tolimenses. Si el día de mañana colapsa el sistema de salud, los órganos de control no van a llamar al Presidente de Fenalco. Van a llamar al Gobernador y los alcaldes a preguntar qué acciones hicimos.

¿Qué sabe del plan de vacunación que prepara el Gobierno nacional? ¿Con la puja de cada departamento, qué está haciendo la Gobernación para que los tolimenses sean vacunados?

El Gobierno nacional ya tiene un itinerario de vacunación y una población priorizada. El Gobierno sabe cuántas vacunas va a enviar el Tolima. Aquí no hay que pelear. Solo hay que estar prestos a que inicie la distribución. En el fondo, es un tema político-administrativo en el que el Presidente quiere que se le reconozca todo el tema de la vacuna y está en todo su derecho.

 

Así será la inversión en infraestructura

¿La pandemia afectó el desarrollo de proyectos de infraestructura vial? ¿Qué se ha hecho?

Pudimos avanzar. Se logró la adición de $10.000 millones para terminar la primera fase de la vía Ibagué-Carmen de Bulira y se inició la segunda fase, que va de Carmen de Bulira a Rovira. Estamos terminando el tramo entre Chaparral y Rioblanco, así como el puente que comunica Gualanday con San Luis.

Iniciamos la construcción de cinco kilómetros de placa huella entre Anzoátegui y Lisboa,

estamos en la pavimentación de la vía entre Carmen de Apicalá y Cunday, se adjudicó la licitación para el mantenimiento de la vía de Ibagué a Juntas y ya concluimos la vía Purificación-Chenche Asoleado, quedando por intervenir un kilómetro y 800 metros, para lo cual el Alcalde adelantará los estudios y diseños mientras que yo colocaré la plata.

¿Qué viene el año entrante en materia vial?

Vamos a sacar rápidamente la licitación para la vía El Paso-Carmen de Apicalá; estamos a punto de firmar un convenio de $22.000 millones con el Gobierno nacional, más $30.000 millones de la Gobernación, para garantizar la pavimentación de la vía Chaparral-Rioblanco. A través del mecanismo de Obras por impuestos, Celsia arrancará la primera fase de recuperación de la vía entre Coyaima y Ataco por $25.000 millones.

Estamos en los procesos precontractuales de los estudios y diseños de unas 90 vías de sectores populares de Ibagué que tendrán un costo de $40.000. Y estamos trabajando para poder incorporar la vía Mariquita-Victoria al inventario de la red secundaria del Tolima, ya que es mi compromiso terminarla y generar una conexión con municipios del oriente caldense.

¿Qué va a pasar con la avenida 13?

Cuando recibimos la Gobernación comenzamos a trabajar con la Alcaldía para tener los estudios y diseños de parte de Findeter, pero ha sido complicado. Esperamos en enero sacar un proceso licitatorio para el ajuste de estos diseños y mirar cómo logramos avanzar en la primera fase, que va desde la calle 19 hasta la calle 60. Tengo toda mi energía y concentración para poder sacar la avenida 13 en este periodo de gobierno. Eso sería histórico y tendría un significado muy grande para la movilidad y el desarrollo de Ibagué.

Es sabido que la infraestructura educativa del departamento está deteriorada. En ese aspecto, ¿qué ha hecho y qué proyecta su Administración?

Tenemos casi $13.000 millones para el colegio Juan Lasso de la Vega en Valle de San Juan, estamos trabajando fuertemente para construir el megacolegio Soledad Medina en Chaparral y el megacolegio en el casco urbano de Fresno y revisamos la posibilidad de construir un megacolegio en el casco urbano de Coyaima, más otras instituciones del departamento que vamos a arreglar.

Para el año entrante también estoy mirando si sacamos una licitación grande, posiblemente en la Bolsa Mercantil, para comprar unos 40.000 o 50.000 pupitres modernos para todas las instituciones educativas. También estamos avanzando en el proyecto piloto de la tecnología 5G, que es 100 veces más rápida que la 4G.

¿Cómo va a ser la inversión del crédito que le autorizó la Asamblea ?

Son $150.000 millones: $24.000 millones para el complejo acuático, $40.000 millones para las calles urbanas de ibagué, $24.000 millones para la vía El Paso, $60.000 millones para las vías Chaparral - Rioblanco y Ataco - Planadas, y $15.000 millones para la vía Líbano- Santa Teresa.

EL NUEVO DÍA

Comentarios