Disminución en matrículas genera riesgo de contar con menos recursos para el Tolima

Crédito: Colprensa - EL NUEVO DÍAEn febrero de 2020 para esta época, se contaban 130 mil niños matriculados, mientras que en esta vigencia hay 101 mil.
Padres de familia de diferentes municipios, especialmente, en las zonas rurales estarían en el dilema de matricular o no a sus hijos este año, pues son varias las dificultades que persisten en los territorios, como es la falta de una buena conexión a internet y en otros casos no se cuentan con las herramientas tecnológicas.
PUBLICIDAD

El diputado Carlos Reyes comentó que es preocupante que a la fecha, según el Sistema Integrado de Matrícula, Simat, se cuenten 101 mil niños, cuando el año anterior se tenían 148 mil menores dentro del sistema. 

Además de no tener la certeza de que pasará con estos estudiantes, se corre el riesgo de que así como se disminuye la matrícula, se reduzcan los dineros que transfiere el Gobierno nacional para este sector.

“De acuerdo a la ley 715 y a las directivas del Ministerio, el principal elemento para el giro de los recursos para los departamentos, es el número de estudiantes matriculados, quiere decir que eso sería el 30% menos de recursos”, comentó el asambleísta.

Reyes explicó que el departamento recibe por educación alrededor de $450 mil millones, pero si se mantiene 101 mil menores matriculados, se dejaría de percibir más de $130 mil millones, merma que se vería en 2022, dichos “recursos que servirían para tener más maestros, ampliación de cobertura y calidad educativa. Vamos a tener muchos niños en las calles y en las casas haciendo nada, aprendiendo vicios, además lo que significa (disminución del dinero) eso para la economía del Tolima”.

Y es que el reto no será fácil, pues se ven casos en los que se pierde interés debido a las falencias que trajo consigo la virtualidad, a lo que se suma que hay padres que consideran que en vez de estar lidiando con las limitantes frente a una pantalla, es mejor que los menores ayuden a las labores propias del campo. “Nos preocupa sobre todo los niños que se van a quedar atrasados, el atraso que va a tener este departamento, la disminución de maestros y de recursos”.

Municipios como Ibagué están en el listado de poblaciones que muestran reducción, también hay casos como el Líbano que de 9 mil estudiantes que se tenían el año anterior, a la fecha se contarían cinco mil.

Otra problemática que se tendrá que afrontar es la deserción “que es el que se matricula y después no va”.

Ante las estadísticas, el diputado mencionó que ha preguntado al Secretario de Educación Departamental y al Gobernador cuál es el plan de contingencia para lograr que esa disminución no se de en el Tolima y seguir funcionando mínimo con los 148 mil estudiantes.

Igualmente, comentó que se presentó una proposición para que se llamara al jefe de cartera educativa, Julián Gómez, ante la Comisión de Presupuesto y explicara el plan para contrarrestar estas situaciones en este mes, aprovechando que se adelantan sesiones extras, “pero la Asamblea Departamental no quiso hacerlo, sino que lo dejó para marzo”, puntualizó Reyes.

Redacción Tolima

Comentarios